Dentro de la Medicina existen ciertos aspectos que generan controversia y en los que resulta imposible lograr un consenso general. Temas como el aborto o la muerte asistida provocan opiniones divididas y en los que realmente no se puede afirmar que alguna postura sea la equivocada. Todo depende de la postura y formación de cada profesional de la salud para poder emitir un juicio o veredicto definitivo.

En ese sentido, otro tema que genera fuertes discusiones es la homeopatía. Esta rama de la medicina alternativa fue creada de manera oficial en 1796 por Samuel Hahnemann. Se basa en la curación de enfermedades o dolencias a través de productos naturales como plantas o agua destilada. A la fecha es catalogada como una pseudociencia debido a que carece de un rigor científico.

A su vez, muchos no critican de forma directa a la homeopatía sino para el tipo de malestar que sea utilizada. Mientras que para malestares menores puede ofrecer ciertos resultados menores, el inconveniente es cuando se quiere utilizar como solución contra enfermedades o padecimientos mortales como la diabetes o la hipertensión.

Homeopatía desde la perspectiva médica

De hecho, en 2019 la Real Academia Española (RAE), considerada la máxima autoridad en el correcto uso del lenguaje, hizo una modificación. En la definición de homeopatía quitó los “poderes curativos” que antes se le atribuían para describirla como una simple práctica. Desde entonces quedó definida de la siguiente manera:

Práctica que consiste en administrar a alguien, en dosis mínimas, las mismas sustancias que, en mayores cantidades, producirían supuestamente en la persona sana síntomas iguales o parecidos a los que se trata de combatir.

Pero ahora lo más importante es conocer la opinión de los médicos profesionales, en especial de los de nuestro país. Dentro del Reporte de ética médica 2020: México elaborado por Medscape se incluyó la pregunta directa ¿La homeopatía aún cumple un papel en la medicina?

Los resultados muestran que el 48 por ciento respondió que sí, mientras que el 40 por ciento dijo que no y el 12 por ciento restante afirmó que depende. Como se puede apreciar, existe una opinión bastante dividida.

Los médicos más jóvenes rechazan a la homeopatía

Al analizar la edad de quienes participaron en el estudio se aprecia una diferencia todavía mayor. Al tomar en cuenta a médicos menores de 45 años, el 53 por ciento tiene una opinión negativa de la homeopatía. Mientras que en el grupo de mayores de 45 años el 32 por ciento es el que no aprueba esta forma de curación.

A partir de lo anterior se puede concluir que las generaciones más jóvenes de galenos son las que se oponen a la homeopatía.

Y en tu caso como profesional de la salud, ¿qué opinión tienes de la homeopatía como método de curación?