Desde su creación en 2001, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) se estableció como un órgano administrativo desconcentrado de la Secretaría de Salud (SSa). Con esto, se aseguró que tendría autonomía técnica, administrativa y operativa. Su principal labor es ser el organismo rector en materia de control y regulación sanitaria en todo el país.

Lo bueno y lo malo que ha hecho la Comisión

Para entender su importancia, la Cofepris es la encargada de analizar y autorizar la operación de todos los productos, dispositivos y establecimientos afines a la salud. Abarca desde laboratorios farmacéuticos, medicamentos, farmacias y consultorios de todo tipo. En sumatoria, todos ellos equivalen a casi el 10 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).

Por lo anterior, se estima que esta Comisión regula 44 centavos de cada peso que gastan los hogares en México. La cifra se obtiene a través de tres sectores que revisa: alimentos, bebidas y tabaco; artículos para el cuidado de la salud; y artículos para el cuidado personal.

A su vez, la Cofepris también ha estado rodeada de polémicas. En años pasados se han denunciado presuntos actos de corrupción interna. Además también se le ha acusado de dificultar sin razón aparente el ingreso a nuestro país de insumos médicos.

Cuando la Cofepris perdió su autonomía

Fue a partir del panorama actual que el pasado 20 de agosto se dio a conocer un importante cambio. La Cofepris dejó de ser un órgano autónomo para formar parte de la organización interna de la SSa. Además se estipuló que junto a otras 12 dependencias gubernamentales, ahora está a cargo del Dr. Hugo López-Gatell.

Pero ahora trascendió que un grupo de legisladores de Movimiento Regeneración Nacional (Morena) impulsa una iniciativa para regresar la autonomía que antes tenía a la Cofepris. Aunque todavía no se ha presentado, de inmediato el presidente Andrés Manuel López Obrador aprovechó su conferencia matutina para criticar la postura.

De acuerdo con el mandatario, se trata de una visión errónea que tienen los integrantes de su propio partido político. Además señaló que una de las características del modelo neoliberal fue la creación de órganos autónomos. Por lo mismo, señaló que sería un retroceso si la propuesta es presentada.

A su vez, AMLO acusó que detrás de la idea de autonomía se encuentran intereses de farmacéuticas y empresas particulares. Añadió que debido a que se les terminó el negocio ahora quieren regresar a las prácticas que tenían en el pasado.

Por otra parte, manifestó su apoyo a López-Gatell para que permanezca al frente de la Cofepris. Aseguró que se trata de una persona calificada y con la suficiente experiencia para afrontar este nuevo reto.

En ese sentido, previamente el Dr. Hugo expuso que sus objetivos prioritarios al frente de la Comisión son dos: incrementar la calidad de los medicamentos e insumos que se comercializan en el país y transparentar todo su accionar para evitar cualquier tipo de corrupción.

Mientras que dentro de sus primeras acciones se encuentra la creación de la Comisión Nacional de Salud Mental y Adicciones (Conasama). En este caso, será el resultado de la fusión de la Comisión Nacional de Adicciones, la Dirección de Servicios de Atención Psiquiátrica y el Secretariado Técnico del Consejo Nacional de Salud Mental.

Y para ti, ¿la Cofepris debería ser autónoma o seguir siendo parte de la SSa?