Desde hace año y medio se vive una de las pandemias más graves de la era moderna de la humanidad. A la fecha ya son más de 220 países los que han confirmado contagios de Covid-19 por lo que su expansión ha sido total. Mientras que al mismo tiempo también se han actualizado los conocimientos gracias a los constantes trabajos de investigación que se llevan a cabo. Como resultado ahora se tiene un panorama más amplio de esta nueva enfermedad.

Cambios de pensamiento durante la pandemia

En ese sentido, tan solo al inicio de la emergencia sanitaria se creía que la única forma de contagio era a través del contacto directo entre personas. Por eso una de las primeras indicaciones que se hicieron fue evitar el saludo de mano. Poco tiempo después se comprobó que el virus SARS-CoV-2 puede permanecer activo en el aire. Además inclusive los aerosoles que se emiten al hablar y respirar contienen carga viral.

Desde entonces se hizo una modificación sobre el uso de cubrebocas y se ordenó que debía ser utilizado por todas las personas sin distinción. De esta manera se reduce la probabilidad de contagio hasta en un 60 por ciento.

De igual forma, con el pasar de los meses ha existido un cambio acerca de cómo se debe atender a los pacientes infectados. Ahora no solo se cuenta con vacunas que disminuyen la probabilidad de desarrollar fases graves de la enfermedad sino que también hay medicamentos que ayudan a la recuperación de personas contagiadas.

Recomendaciones para los profesionales de la salud

Con lo anterior en mente la Secretaría de Salud (SSa) ha publicado una versión actualizada de su Guía clínica para el tratamiento de la Covid-19 en México. Acerca de su importancia el propio documento menciona lo siguiente:

Esta guía clínica representa la perspectiva de representantes de todas las instituciones públicas del sector salud, a la cual se llegó después de una evaluación cuidadosa de la evidencia científica disponible. Se espera que, al ejercer su juicio clínico, los profesionales de la salud consideren el contenido íntegro de esta guía junto con las necesidades, capacidades, preferencias y valores de los pacientes a su cuidado. La guía no suplanta la responsabilidad de tomar decisiones apropiadas para las circunstancias de cada individuo, centrándose en las personas y considerando la voluntad de sus familias, cuidadores o tutores.

Mientras que el objetivo de este documento es emitir un lineamiento único con recomendaciones categorizadas con una evaluación de los lineamientos, y la evidencia científica que hasta el momento los sustenta, abordando la eficacia de los tratamientos antiinflamatorios, antivirales y de soporte contra COVID-19, bajo las siguientes opciones:

  • Medicamentos que sí se pueden usar contra la COVID-19,
  • Medicamentos que no se deben de usar contra COVID-19,
  • Medicamentos que sólo deben de ser usados en estudios de investigación.

Finalmente se menciona que esta guía es para los profesionales de la salud y aquellos involucrados en planear e implementar servicios de salud. Provee orientaciones para la atención a personas afectadas por la Covid-19. Esta guía plantea recomendaciones en atención ambulatoria y hospitalaria de personas adultas que han sido diagnosticadas con esta nueva enfermedad por criterios clínicos, epidemiológicos o por laboratorio.

Toda la información anterior es de gran importancia para ti y tu práctica clínica diaria. Recuerda seguir las indicaciones de la SSa en la atención a pacientes para evitar problemas innecesarios. Mientras que si te interesa conocer la guía completa la puedes revisar en el siguiente enlace.