CDC encuentra probable nexo entre abuso de opioides y casos de gastrosquisis

La autoridad sanitaria estadounidense no afirmó que el consumo de opioides fuera responsable del fenómeno, pero sí mostró cifras que indican una relación

0
230

Por años, los Estados Unidos de América (EUA) enfrentan una importante crisis sanitaria. El abuso de opioides, y la adicción generalizada a ellos, han provocado una serie de catástrofes. Hace tan solo una semana, más de una docena de individuos protagonizó una sobredosis masiva. Ahora, una investigación gubernamental revela nuevas posibles consecuencias de los fármacos.

Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) encontraron un nexo preocupante. De acuerdo con la agencia, los opioides podrían aumentar el número de casos de gastroquisis. Estos hallazgos fueron dados a conocer a través de AP. En EUA, se observan un promedio de mil 800 casos al año. Sin embargo, expertos del organismo encontraron una tendencia ascendente.

Se sabe que la gastroquisis es común en dos tipos de madres. Aquellas que consumieron alcohol o tabaco durante el embarazo y mujeres adolescentes. Sin embargo, los CDC ligaron el súbito aumento de casos a otro fenómeno. En los estados con la mayor tasa de prescripción de opioides, la frecuencia de este evento adverso era hasta 60 por ciento más común que el promedio.

Deformidades infantiles, ¿culpa de los opioides?

Robert Redfield, coautor del estudio y director de los CDC, pidió no saltar a conclusiones. Aseguró que un nexo entre dos fenómenos no indica necesariamente causalidad. Apuntó que el estudio no analizó directamente si la madre había consumido opioides. Por ello, el equipo que reveló estos hallazgos se negó a culpar directamente a los fármacos del mayor índice de gastroquisis. Sin embargo, el funcionario sí apuntó que es urgente realizar más investigación al respecto.

[Necesitamos estudiar este posible nexo entre los opioides y las deformidades de nacimiento]. Este reporte es una alerta temprana para incrementar nuestra vigilancia sanitaria. Debemos analizar por completo los posibles resultados del desarrollo fetal, infantil y juvenil. En especial, aquellos que estén relacionados a la exposición [de estos fármacos].

Ya desde agosto pasado los CDC habían advertido sobre el uso de opioides en embarazadas. Entonces, apuntaron que el número de mujeres que consumían los fármacos se había cuadruplicado entre 1999 y 2014. Entonces, señalaron que este abuso de los medicamentos podría tener varios efectos adversos. Entre ellos, muerte fetal o materna y parto prematuro.

Taboola