Patrocinado por RB MJN

 

 

 

Para poder ofrecer un servicio completo y de calidad a los pacientes es necesario que prevalezca el trabajo en equipo dentro de tu consultorio. Desde tus colegas hasta el personal de enfermería, administrativo y el de intendencia desempeñan labores específicas de gran importancia. Si uno falla se genera una impresión errónea en los visitantes y eso puede derivar en que las personas no quieran regresar contigo.

De manera cotidiana se menciona que el paciente siempre es lo más importante. Toda tu atención debe estar centrada en las personas que por alguna enfermedad o molestia acuden contigo. Aunque lo anterior no implica que debas de olvidarte de otros aspectos que también son relevantes dentro de tu práctica. Al ser el líder de tu área, nunca debes de olvidarte de las personas que te rodean y ayudan al cumplimiento de tus labores.

La Medicina se basa en el trabajo colectivo y la participación de todos los integrantes de tu equipo es igual de valiosa. Pero en especial en momentos complicados como los actuales, causados por la emergencia sanitaria, es cuando se necesita de mayor unión.

Ambiente dentro del consultorio

Si algo busca cualquier médico es fomentar relaciones a largo plazo con los pacientes. Cuando alguien acude contigo por primera vez debes hacer todo lo posible para que sea el comienzo de una atención duradera. Precisamente es el mismo principio que debes aplicar con todos tus colaboradores porque ayuda tanto en las relaciones internas como en aspectos financieros.

En primera instancia, tener una plantilla estable de colaboradores fomenta un ambiente sano de trabajo. Cuando se conocen entre todos durante un largo período de tiempo es mejor porque genera confianza y armonía.

En ese sentido, ante el complejo momento que se vive, si una persona tiene certeza laboral va a ofrecer mejores resultados. No va a sufrir de nervios ni de preocupación por la posible pérdida de su fuente laboral.

Los costos de la constante rotación de personal

Al mismo tiempo, cada que se despide a un colaborador y se debe buscar a su reemplazo inicia un ciclo que significa pérdida de tiempo y dinero. Mientras la plantilla se encuentre incompleta los demás van a tener que hacer fuertes sacrificios para completar todas las labores.

Además al contratar a un nuevo empleado debes capacitarlo y esperar un período de tiempo de adaptación. No sólo se trata del aspecto financiero sino que impacta en el ambiente laboral. El resto del personal puede tener desconfianza de contar con un nuevo compañero y para que desaparezca se requieren procesos.

Por todo lo anterior es que resulta conveniente evitar la rotación laboral. Dentro de tus posibilidades procura mantener un equipo base dentro del consultorio. Siempre que existan inconformidades o cualquier tipo de molestias debes mantener un diálogo abierto para hablar con los colaboradores y llegar a un acuerdo.

La necesidad es mutua y de la misma forma en que los colaboradores quieren una fuente de trabajo estable, tú los requieres a ellos. Entre todos debe existir un apoyo colectivo porque es la clave para el correcto funcionamiento del consultorio.

Material dirigido solo a profesionales de la salud. Información realizada para profesionales de la salud en territorio mexicano. Todo lo publicado en la plataforma es una recomendación, mas no una prescripción o indicación médica.