Patrocinado por RB MJN          

 

 

 

 

 

La telemedicina o las citas virtuales parecen algo nuevo debido a la pandemia sufrida por Covid-19 aunque es cierto que hace tiempo que existen pero que, ahora, debido a la existencia y propagación del virus y la orden de intentar permanecer en casa lo máximo, se ha dificultado el tener una cita en persona con el médico.

Es por eso por lo que ahora, la telemedicina se impone. Pero, ¿Qué es la telemedicina? Básicamente, se trata de la “capacidad de conectarse de forma remota con un proveedor de cuidado de salud en tiempo real, a menudo por una videollamada y a veces por teléfono, aplicaciones, correo electrónico o un portal en Internet para pacientes”, tal y como definen en la web AARP.

Eso sí, la telemedicina no es una solución perfecta para todas las situaciones relacionadas con el bienestar y es que una emergencia médica o un caso demasiado difícil de diagnosticar a distancia aún requiere una visita al consultorio médico o al hospital.

Para programar sesiones de telemedicina con tus pacientes debes establecer un protocolo que variará según la ubicación, la especialidad del médico y el historial del paciente. Algunos de los pasos que tendrías que seguir serían los siguientes:

Tecnología

Para una consulta remota, vas a necesitar un smartphone, una tablet o una computadora, junto con una conexión celular o de banda ancha a Internet, sobre todo para las videollamadas.

Cita

Lo primero para poder tener una videollamada con tu paciente es que éste consiga una cita contigo, bien a través de la web, de una app o del teléfono. Además, tendrás que rellenar algunos formularios de consentimiento de la pantalla.

Video

Aunque a la mayoría de pacientes se les hace un diagnóstico a través de una llamada telefónica, lo cierto es que se puede utilizar el video y podrás decirle a tus pacientes que saquen la lengua, camine u otras cosas y también puedes pedirle que te envíe una fotografía para poder evaluar cualquier problema en tu piel, por ejemplo.

En el caso de los profesionales de salud mental, será beneficioso que tus pacientes reciban una videollamada por tu parte para así sentirse escuchado y también, como profesional, podrás observar el lenguaje corporal y otras señales visuales.

Recetas y seguimiento

Por último, a través de la telemedicina también es posible que puedas recetar a tus pacientes los medicamentos necesarios para su tratamiento y también hacer el seguimiento necesario.  

  • Material dirigido solo a profesionales de la salud.
  • Información realizada para profesionales de la salud en territorio peruano.
  • Todo lo publicado en la plataforma es una recomendación, mas no una prescripción o indicación médica.