Ya inició el nuevo sexenio y de inmediato se han dado a conocer algunas de las primeras acciones que se realizarán. En ese sentido, el sector sanitario es uno de los más importantes por su relación directa con toda la población y existe una promesa que ha estado presente durante varias décadas.

Una de las máximas aspiraciones de gobiernos pasados ha sido la universalización de la salud en México. Nunca se ha logrado el objetivo pero parece que eso podría cambiar. Esto es debido a que Germán Martínez, director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), dio a conocer la manera en que planea lograrlo.

La primera acción consistirá en ofrecer atención y medicamentos gratuitos. Es un plan a largo plazo y paulatino, siendo Veracruz la primera entidad en la que se implementará. Posteriormente serán Aguascalientes, Colima, Quintana Roo y Tabasco los estados en contar con este valioso programa.

De igual forma, el IMSS Prospera se transformará en IMSS Bienestar y existe la posibilidad de absorber a los derechohabientes del Seguro Popular. El objetivo continuará siendo el ofrecer atención a la población de comunidades rurales.

Otro punto es el programa de reconstrucción de infraestructura médica dañada tras los terremotos de septiembre de 2017 y que ha quedado pendiente. Y lo más importante es que Germán garantizó que erradicará la corrupción al interior del IMSS. Prometió que en seis meses habrá resultados respecto a la reconstrucción y en un mes informará sobre la corrupción.

Con todos estos puntos es que se plantea reducir los gastos del IMSS, lo que ayudaría para incrementar la cobertura. Al final, se plantea que sea la base para alcanzar la anhelada universalización de la salud.

Taboola