Ser médico es un privilegio muy grande que personas como tú tienen. Lo mismo ocurre con el personal de otras áreas de la salud como enfermería. Inclusive muchos niños sueñan con dedicarse a esta profesión porque aspiran a ofrecer un bien a su comunidad y ayudar a curar personas. Todos son aspectos que sí están presentes en la vida profesional pero también se debe tomar en cuenta el aspecto negativo. Son muchas las adversidades que se presentan aunque una muy grande y que se repite con frecuencia en México es el bajo salario.

Trabajo profesional que merece un salario digno

Aunque existan muchas motivaciones para dedicarse a esta profesión no se puede olvidar que se trata de un trabajo. Por lo tanto debe existir una retribución económica por su realización. Ni siquiera se trata de pagas millonarias sino simplemente de algo justo que permita vivir de una forma decorosa. Por desgracia eso no siempre ocurre.

Además se debe tomar en cuenta todo el esfuerzo e inversión que se debe realizar desde la universidad. No es una carrera económica porque tan solo los libros son bastante caros pero necesarios para estudiar. Mientras que a diferencia de otras carreras el aspirante a médico debe dedicar al menos seis años para su formación. De ellos uno es para el internado y otro para el servicio social, etapas bastante complicadas y marcadas por la carencia.

En ese sentido, algo que no se puede negar es lo bien valorada que es la Medicina ante la sociedad. Cualquier familia se enorgullece de tener a un integrante de este sector porque se conoce lo indispensable que es su labor. Mientras que por desgracia no ocurre lo mismo al hablar de los salarios que prevalecen dentro del sector.

¿Cuánto gana un médico en México?

Tan solo es necesario recordar lo señalado por el Instituto Belisario Domínguez del Senado de la República el año pasado. A través de una investigación se obtuvo que un médico en México recibe en promedio $16 mil 146 pesos mensuales. La cifra representa casi una tercera parte del salario de esta profesión en países como Brasil y España. Mientras que las actividades y jornadas son prácticamente las mismas.

Por su parte, el personal de enfermería enfrenta un panorama similar. El mismo trabajo señala que aquí el salario promedio es de $9 mil 909 pesos al mes. Esto es menos de la mitad de lo que ganan las enfermeras en Chile o Italia.

En ese sentido, lo que se menciona es que discrepancia salarial no es nueva sino que forma parte de los rezagos estructurales e históricos de nuestro sistema en general y de manera particular en el de salud. Además se hizo más evidente a partir de la pandemia de Covid-19 cuando la Medicina se convirtió en una profesión de alto riesgo.

Al respecto, tan solo durante el último año se han registrado más de cuatro mil decesos por esta nueva enfermedad entre el gremio de la salud. Además la cifra se mantiene en constante aumento.

Por todo lo mencionado se llega a decir que el personal médico sí es bien visto dentro de la sociedad pero eso no es suficiente. También se necesita que ese respeto sea traduzca en salarios dignos y justos con respecto a la importancia de la profesión.