Desde hace año y medio el mundo se encuentra en medio de una de las crisis sanitarias más graves de la historia. Hasta el momento la Covid-19 ha provocado 219 millones de casos y ha causado 4.55 millones de fallecimientos. Pero aunque ya se cuenta con vacunas para disminuir las probabilidades de hospitalización no significa que todo haya sido resuelto. Uno de los mayores problemas es que el virus SARS-CoV-2 ha mostrado una tendencia a la mutación.

A partir de lo anterior es que se han generado múltiples variantes del patógeno. Aunque la mayoría no son drásticas otras sí cambian por completo su estructura. Como resultado se vuelve más infeccioso e inclusive puede disminuir la eficacia de las inmunizaciones.

¿Qué es una variante del virus?

Ante lo anterior, de manera constante se realizan análisis e investigaciones para identificar cualquier tipo de cambio que se pueda presentar. Eso también es de utilidad para las inmunizaciones que apenas están en desarrollo. El objetivo es volverlas lo más eficientes posibles contra esta nueva enfermedad.

Por su parte, uno de los aspectos en los que se debe poner más atención es en las variantes del virus SARS-CoV-2. Su definición más simple es que se trata de un conjunto de mutaciones que lo vuelven diferente al original. Además, para considerarse dentro de este rubro debe causar un impacto en la salud pública: mayor transmisibilidad, cambios en la respuesta inmune y otros.

Desde hace unos meses la Organización Mundial de la Salud (OMS) tomó la decisión de establecer una clasificación de riesgo. A la fecha está conformada por dos rubros en donde se han colocado las variantes que han mostrado ser más peligrosas.

En ese sentido, aunque en un inicio se nombró a las variantes por su denominación científica o país donde aparecieron por primera vez después se hizo un cambio. Para evitar malos entendidos o confusiones fueron rebautizadas con las letras del alfabeto griego.

Nueva actualización

En un inicio fueron 11 las variantes del virus SARS-CoV-2 que se incluyeron pero hace un par de días la OMS hizo una actualización. Todo fue debido a la incorporación de la mutación Mu en la categoría “de preocupación”. Aunque se reconoce su potencial peligro todavía no hay elementos suficientes para comprobarlo. Son necesarios más estudios para identificar si debe aumentar de rango.

Por lo pronto te compartimos la lista actualizada. Ahora son 12 las variantes consideradas como las más peligrosas del mundo y las que están en constante monitoreo para analizar su avance y desarrollo.

Variantes de preocupación

  • Alpha – B.1.1.7 – Aparecida en el Reino Unido.
  • Beta – B.1.351 – Aparecida en Sudáfrica.
  • Gamma – P.1 – Aparecida en Brasil.
  • Delta – B.1.617.2 – Aparecida en la India.

Variantes de interés

  • Epsilon – B.1.427 / B.1.429 – Aparecida en Estados Unidos.
  • Eta – B.1.525 – Sin origen definido.
  • Theta – P.3 – Aparecida en Filipinas.
  • Iota – B.1.526 – Aparecida en Estados Unidos.
  • Kappa – B.1.617.1 – Aparecida en la India.
  • Lambda – C.37 – Aparecida en Perú.
  • Zeta – P.2 – Aparecida en Brasil.
  • Mu – B.1.621 – Aparecida en Colombia.