Son muchos los aspectos que todavía se desconocen acerca de la Covid-19. Se trata de una enfermedad que fue identificada por primera vez hace poco más de un año. A pesar de las constantes investigaciones todavía falta mucho por descubrir. De hecho la Organización Mundial de la Salud (OMS) apenas inició un trabajo de campo acerca del origen de este problema que se convirtió en pandemia. Hasta el momento existen cuatro hipótesis acerca de cómo llegó al humano.

Por otra parte, en al menos 30 países ya han comenzado las campañas de vacunación. Mientras en algunos han tenido buenos resultados con una parte considerable de la población que ya ha recibido una dosis, en otros no ha ocurrido lo mismo.

Nuevos descubrimientos acerca de la vacuna 

Lo cierto es que dentro de todas las opciones de inmunización contra la Covid-19 disponibles existen ciertas restricciones. Una de las principales es que no se recomienda la inoculación en personas con alergias graves. Si se aplica puede ser contraproducente e inclusive ya se han presentado algunos casos en el mundo.

De igual forma, se ha dicho que para embarazadas o mujeres en lactancia debe existir una revisión previa por parte de un médico. Es necesario hacer un comparativo entre riesgos y beneficios para determinar si es conveniente la aplicación de la vacuna.

Anticuerpos podrían transmitirse de madre a hijo

Pero ahora se ha confirmado un caso inédito en el mundo que puede abrir muchas posibilidades. Especialistas de la Universidad Atlántica de Florida le han dado seguimiento a lo ocurrido con una embarazada que a las 36 semanas de gestación recibió la vacuna contra la Covid-19 de Moderna. Lo más significativo es que su bebé nació con inmunoglobulinas IgG, uno de los cinco anticuerpos que el organismo fabrica para defenderse de patógenos.

En ese sentido, el equipo científico tomó una muestra de sangre del cordón umbilical después del nacimiento para su análisis. Fue así que se identificó este hecho histórico que hasta ahora es el único registrado en el mundo.

Con respecto al caso, el parto fue vaginal y no se reportaron contratiempos. Mientras que durante el período posparto recibió la segunda dosis de la inmunización de Moderna para completar su esquema de vacunación. Además se indica que la madre ha brindado exclusivamente lactancia a su bebé como lo recomienda la OMS y se encuentra en perfecto estado de salud.

A partir de lo ocurrido se plantea que la vacuna es segura para las mujeres que están a punto de convertirse en madres o quienes recién acaban de serlo. Aunque de cualquier manera el protocolo actual indica que antes de tomar una decisión sobre la inoculación se debe consultar a un médico. Cada persona es distinta y es necesario revisar cada detalle para determinar si conviene la vacuna en ese momento o es preferible esperar.