Con la llegada de fin de año también se acerca la navidad, una época marcada por la felicidad. A pesar de que puede parecer una celebración noble, inocente y familiar, en realidad podría ser todo lo contrario. Esto es debido a lo mostrado por un estudio psicológico que afirma que la música navideña podría resultar perjudicial para la salud mental.

Al respecto, la Dra. Linda Blair, miembro de la Sociedad Británica de Psicología y quien encabezó el trabajo, comentó que las canciones que se suelen repetir en exceso durante el fin de año podrían ser nocivas para la salud mental de las personas precisamente por el hecho de ser repetidas durante tantas ocasiones en un corto período de tiempo.

La naturaleza repetitiva de escuchar la misma canción una y otra vez durante 2 o 3 semanas hace que trabajar en una tienda durante estas fechas sea un reto y hace que los trabajadores no puedan concentrarse en nada más, lo cual afecta su salud mental y perjudica en su rendimiento. En general, este tipo de música es un recordatorio de que tenemos que comprar regalos, atender a las personas y organizar celebraciones.

Es precisamente por el efecto que incentiva al consumo que este tipo de música se continúa empleando, en especial en centros comerciales y lugares dedicados a la venta de productos, a pesar del patente daño que significa para la salud mental de las personas.

Está comprobado que el escuchar canciones de navidad una y otra vez puede llegar a provocar un efecto de aversión en las personas, lo que a su vez puede generar acciones violentas o negativas.