La actual emergencia sanitaria ha logrado una aceleración en los procesos para la fabricación de vacunas. A partir de la tecnología y los estudios previos se consiguió desarrollar una en menos de un año. La diseñada por Pfizer y BioNTech fue la primera en el mundo y desde entonces ya son más de una docena las que se encuentran disponibles. Aunque antes fue necesario superar todas las etapas de ensayos clínicos para verificar su correcto funcionamiento.

En el caso de nuestro país la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) es la instancia encargada de revisar todos los proyectos interesados. Es un proceso tardado que se ha reducido ante la situación actual. Aunque se quiere contar con la mayor cantidad posible de opciones primero se encuentra la seguridad de la población.

En ese sentido, en este momento existen seis vacunas autorizadas para su uso de emergencia en México. Se trata de las de AstraZeneca, Cansino, Pfizer, Sinovac, Sputnik V y COVAXIN.

Ahora bien, se debe hacer énfasis en que el objetivo de cada una no es evitar contagios sino complicaciones que puedan derivar en muertes. De tal forma, las personas que sean inmunizadas sí se pueden infectar aunque gracias a los anticuerpos generados van a sufrir cuadros leves de la enfermedad.

Eficacia de las vacunas

A partir de los resultados oficiales de cada farmacéutica se puede observar que la mejor que existe de las mencionadas es la de Pfizer y BioNTech. Ofrece una protección del 95 por ciento a quienes la reciben, además de que hasta el momento es la que ha sido aplicada a más personas en todo el mundo.

Prácticamente en un empate se ubica la rusa Sputnik V. En un inicio se dijo que tenía una eficacia de 92 por ciento pero después hubo un ajuste que aumentó el rendimiento hasta 95 por ciento.

La siguiente en la lista es la de Cansino gracias a que tiene una eficacia del 90 por ciento. Su funcionamiento se basa en un adenovirus tipo-5 (Ad5) para transportar el material genético de la proteína del coronavirus al organismo. Además solo requiere de la aplicación de una dosis.

Más abajo se encuentra COVAXIN, desarrollada por la farmacéutica india Bharat Biotech. Al igual que la mayoría de las ya disponibles requiere de la aplicación de dos dosis. Mientras que los resultados provisorios del ensayo final mostraron que tiene una eficacia del 81 por ciento.

Después está la de AstraZeneca con una eficacia del 70 por ciento. Aunque a la fecha es la que ha presentado más problemas de todas las disponibles. En específico se le acusa de provocar casos de trombosis. De acuerdo con la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) el riesgo sí existe pero es mínimo.

Finalmente hasta abajo aparece la china Sinovac. De acuerdo con lo observado en los ensayos clínicos ofrece una eficacia del 50 por ciento.

A partir de todo lo anterior una de las preguntas más frecuentes es con respecto a la que sería la mejor opción. La respuesta es que cualquier vacuna es ideal y se debe respetar el orden para recibir la que marque el calendario. Al final estar vacunado siempre será mejor a no estarlo.