Las decisiones radicales que ha tomado AMLO para transformar el sistema de salud

A escasas semanas al frente del gobierno de México, AMLO ya ha tomado decisiones de gran magnitud que impactarán en todo el sector de la salud.

1676

No existen dudas acerca de la polarización de opiniones que provocan Andrés Manuel López Obrador. A lo largo de su trayectoria política ha sido una de sus características y eso no cambiará durante su sexenio. El principal motivo es que sus acciones suelen ser bastante diferentes a las realizadas por el resto de políticos.

A escasos días al frente del gobierno ya ha comenzado con las decisiones que han dividido opiniones entre la ciudadanía. En el caso específico del gremio de la salud, existen aspectos que resulta difícil de imaginar que otros políticos hubieran tomado. Sin considerar si se trata de acciones correctas o equivocadas, lo cierto es que se trata de arriesgados proyectos.

¿Cambios verdaderos de raíz?

El primero es la desaparición del Seguro Popular. Uno de los proyectos surgidos durante el gobierno de Vicente Fox encaminado a brindar atención a la población de escasos recursos. Aunque en un inicio fue pensado para quienes no estaban afiliados al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), los recientes casos de corrupción mancharon al Seguro Popular.

Otra decisión radical que ha tomado López Obrador e involucra la salud es la unificación de los sistemas de salud pública. Fue así que se presentó el Plan Nacional de Salud que plantea la unión del IMSS, ISSSTE y la Secretaría de Salud (SSa). La idea jamás había sido intentada por gobiernos pasados debido a la magnitud del proyecto, aunque ahora se espera lograr en un período de dos años.

De esta manera, aunque todavía no se conocen las consecuencias de ambas ideas, es una realidad que se trata de dos de los proyectos más arriesgados del presente gobierno.