Las ventajas de utilizar folletos para dar a conocer tu consultorio médico

Por ser una alternativa disponible al presupuesto de cualquiera, los folletos son ideales para que más personas conozcan tu consultorio médico.

353

A pesar de que vivimos en la era digital, para dar a conocer un consultorio médico se deben aprovechar todas las opciones disponibles. Existen múltiples alternativas, aunque una bastante destacada por estar al alcance de cualquier presupuesto es la folletería.

Un folleto de calidad

Un folleto debe ser atractivo a la vista y, especialmente, es necesario que responda a las necesidades de tus pacientes para estimular en ellos una respuesta positiva. Sin importar si se trata de un catálogo, un tríptico o un flyer, lo primero que tienes que hacer es determinar el propósito de tu folletería. Las principales tres opciones son los siguientes:

  • Si promocionarás tu clínica.
  • Si presentarás sólo un servicio en particular.
  • O si quieres dar a conocer todos tus servicios médicos.

Una vez que lo tengas definido, visualiza la imagen que quieres dar a conocer con ayuda de tus folletos. Posteriormente haz una selección de los productos o servicios que te interesen mostrar de acuerdo con tu modelo de negocio.

Aunque parece algo obvio, es indispensable que cuides que el folleto sea de calidad. Esto engloba el diseño, las imágenes y los pequeños detalles como los acabados. Un buen folleto ayudará a reforzar la personalidad de tu marca. Este trabajo en conjunto debe llamar la atención de las personas de manera que influya en sus intereses.

Otro aspecto a considerar es que debe de influir en las emociones. Por eso debes de cuidar que los textos del folleto sean breves, entendibles, interesantes y que influyan en las emociones de las personas para que apelen a sus necesidades.

De igual forma, cuida la comunicación escrita y ten cuidado con lo que le dices a la gente. Cualquier incongruencia puede cortar la posibilidad de captación de nuevos clientes. Ten en claro qué vas a decir, cómo lo vas a decir y por qué debería elegirte a ti y no a la competencia.

La elaboración de un folleto requiere la ayuda de un especialista (un diseñador, por ejemplo), quien seguramente tendrá las herramientas adecuadas para hacerlo. Puedes sugerir ideas para complementar el diseño de tu folleto.

Una vez que ya tengas tu folleto, debes pensar en la manera en la que lo vas a distribuir. Algunas de las principales son las siguientes:

  • Por medio de un correo electrónico a tus pacientes registrados en tu base de datos.
  • En congresos.
  • Ferias de la salud.
  • Con tus proveedores.
  • Con los pacientes que llegan a tu consultorio.
  • En puntos estratégicos que tus clientes acostumbren visitar.
  • En escuelas.
  • Con tu familia o amigos.