Médico, ¿recomiendas ser amigo de los pacientes en redes sociales?

Con el apogeo de las redes sociales, pueden ser utilizadas como una forma de contacto entre el médico y el paciente, pero siempre con reservas.

108

En distintas ocasiones te hemos hablado acerca de la importancia de generar confianza en tus pacientes. Siempre se debe hacer énfasis en que se trata de una relación bilateral en la que que se debe hablar y escuchar. Pero de igual forma no olvides dejar en claro que deben existir ciertos límites. Con el apogeo de las redes sociales, algunos cuestionan si el médico debe añadir a sus pacientes en algún medio digital.

Se trata de una cuestión compleja y en lugar de generalizar se debe sacar provecho de las partes benéficas de la tecnología. En primer lugar, recuerda siempre promover una relación profesional y exclusivamente para cuestiones de trabajo.

Aspectos positivos y negativos

En el caso de Facebook, lo recomendable es nunca añadir a tus pacientes a tu perfil personal. Lo que sí puedes hacer es crear una Fanpage e invitar a todos tus pacientes para que te sigan. Por medio de ella puedes publicar consejos médicos y darle difusión a tu consultorio.

Con respecto a Twitter e Instagram sucede algo similar. Son poderosas redes sociales que cada vez cuentan con más usuarios. Puedes abrir cuentas en ambas y utilizarlas como medios de difusión de tu trabajo. En ese sentido, invita a tus pacientes para que te sigan. Lo que no se recomienda es añadir a tus pacientes a tu cuenta personal porque además puede llegar a ser riesgoso.

Finalmente, el caso de WhatsApp es especial porque se puede convertir en tu mejor herramienta para recordatorios de consulta. Para evitar el ausentismo de los pacientes, puedes enviarles un mensaje un día antes de la cita acordada. Lo que siempre debes evitar es utilizarla con fines personales con tus pacientes.

Y en tu experiencia personal, ¿es bueno ser amigo de los pacientes a través de redes sociales?