Aunque la aplicación de vacunas contra la Covid-19 en México se mantiene a un ritmo estable todavía es insuficiente. De acuerdo con la Secretaría de Salud (SSa) se han suministrado un total de 55 millones 107 mil 724 inyecciones. Aunque de esa cifra apenas son poco más de 21 millones los que cuentan con un esquema completo de inmunización. Mientras que a la fecha son siete las opciones aprobada en el país: AstraZeneca, Cansino, Pfizer, Sinovac, Sputnik V, Covaxin y Johnson & Johnson.

Pese a lo anterior, las autoridades sanitarias mantienen la meta de inocular con al menos una dosis a todos los mayores de edad del país para octubre. Mientras que hasta ahora Baja California y la Ciudad de México se mantienen como los estados que van más avanzados en este rubro.

En ese sentido, apenas esta semana comenzó la aplicación del biológico para la población de 40 a 49 años en Durango. Por decisión de la SSa se designó la vacuna de AstraZeneca y justamente hoy se ha confirmado un grave hecho que todavía permanece en investigación.

Muerte presuntamente relacionada con la vacuna

Como lo menciona Milenio, en la entidad se presentó el deceso de un varón minutos después de recibir la primera dosis de AstraZeneca. El hecho ocurrió mientras permanecía en el área de observación como lo marca el protocolo.

Con base en lo documentado, el hombre presentó un cuadro de convulsiones que derivó en un paro cardíaco. Al instante el personal médico que se encontraba en el lugar le ofreció primeros auxilios y ayudó en el traslado a un hospital cercano del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS). Por desgracia los esfuerzos fueron insuficientes.

Acerca de la víctima se informa que tenía 46 años y no presentaba antecedentes médicos. Lo único que no se ha explicado es s sufría de comorbilidades.

Investigación del caso en curso

Por su parte, el titular de la Secretaría de Salud de Durango (SSD), Sergio González Romero, señaló que todavía es muy precipitado dar un diagnóstico de la causa del deceso. Aunque se puede sospechar que la vacuna de AstraZeneca tuvo relación con el trágico evento todavía no se puede comprobar.

“Sería muy irresponsable de mi parte decir que fue atribuible a la vacuna. Primero, se tiene que hacer una investigación exhaustiva. Las reacciones que causa una vacuna no son como las que se tuvo. Definitivamente no. Es lo que vamos a ver, porque realmente no caen súbitamente como sucedió. Empiezan con reacciones alérgicas, progresivas, que no fue el caso. Pero es muy irresponsable yo dar un dictamen”.

Por lo pronto es necesario realizar la autopsia y una revisión detallada del caso hasta identificar con certeza el origen del fallecimiento.