Ayer, la Secretaría de Relaciones Exteriores de México anunció la creación de un fondo de recursos de cooperación internacional para el apoyo y desarrollo de vacunas y tratamientos contra la COVID-19. El ministro de Exteriores, Marcelo Ebrard, ha explicado, durante una reunión del Consorcio Mexicano de Vacunas que habrá financiación para científicos, farmacéuticas y universidades con proyectos de vacunas y tratamientos contra la enfermedad.

Esta financiación procede de fondos directos de la SRE de cooperación con el exterior y de recursos provenientes del sector privado, vía fundaciones, no de empresas. Tal y como ha explicado, Marcelo Ebrard, “les hemos pedido que no tenga ningún objetivo ulterior, sino el desarrollo tecnológico. No se trata de financiar una vacuna porque quiere ser socio de la vacuna, eso no es nuestro campo ni queremos que así sea”.

El objetivo es que México aumente su capacidad tecnológica

El objetivo de este proyecto es que México aumente su capacidad tecnológica, “no solo por la pandemia, sino en términos de generación de riqueza. Lo hemos dicho muchas veces, pero hay que llevarlo a la práctica y, para eso, estamos el día de hoy reunidos”.

Son numerosas las diferentes universidades y centros de investigación los que participan en el proyecto como el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados, la Universidad Nacional Autónoma de México, el Instituto Politécnico Nacional, los institutos nacionales de salud, la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior, la Fundación Mexicana para la Salud y otras universidades del país.