No desayunar puede duplicar el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares en tus pacientes

360

En la actualidad las enfermedades cardiovasculares ocupan el primer lugar de mortalidad en México y el resto del mundo y a pesar de que existen factores de riesgo que son conocidos como el tabaco, la obesidad y el sobrepeso, un nuevo trabajo descubrió que el hecho de no desayunar puede duplicar las probabilidades de que el paciente desarrolle este tipo de enfermedades.

En este sentido, la investigación fue realizada por el Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC), ubicado en España, y el cual consistió en brindar seguimiento a largo plazo de la salud de 4 mil personas de mediana edad para determinar la prevalencia y progresión de las lesiones ateroscleróticas latentes.

Del total de las personas estudiadas, sólo el 20 por ciento tomaba un desayuno apropiado con un adecuado valor energético, por lo que se concluyó que mientras más energética sea la ingesta por las mañanas, más sanas están las arterias.

En este caso, se observó que un desayuno energético ayuda a prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares en las personas; en cambio, no desayunar o hacerlo mal puede duplicar el riesgo de desarrollar este tipo de enfermedades e inclusive se determinó que la acumulación de grasa en el interior de las arterias puede conducir a un infarto en el paciente.

De igual forma, los expertos analizaron que esto sucede con independencia de que existan otros factores de riesgo cardiovascular, como fumar, tener el colesterol elevado o no realizar ejercicio constante, por lo cual afirmaron que es indispensable que toda la comunidad médica recomiende un desayuno equilibrado y balanceado entre sus pacientes para evitar que proliferen las enfermedades cardiovasculares.