Desde que se confirmaron los primeros contagios de Covid-19 en nuestro país, uno de los nombres y rostros más reconocidos fue el del Dr. Hugo López-Gatell Ramírez. El titular de la subsecretaría de Prevención y Promoción de la Salud fue nombrado el vocero oficial de la pandemia. Desde entonces, todas las noches se encarga de dar a conocer las cifras actualizadas de casos positivos y decesos en México. Además es el encargado de diseñar las estrategias y tomar las decisiones con las que se busca hacer frente a este grave problema.

De tal forma, sin importar si se piensa que México ha hecho un buen o mal trabajo, el principal responsable es López-Gatell. Precisamente el funcionario concedió una larga entrevista al periódico La Jornada en donde abundó en los retos a los que se ha enfrentado y lo que se puede esperar a futuro para nuestro país.

Lo bueno y lo malo en el manejo de la pandemia

En primer lugar acepta que ha existido una elevada cifra de fallecimientos y seguramente habrán más en México. Pero de igual forma pide que se reconozca lo bueno que se ha conseguido durante los últimos meses para hacer un balance adecuado. Por eso es que no se arrepiente de las decisiones que ha tomado hasta el momento.

Al respecto, afirma que uno de los objetivos iniciales fue que ningún mexicano se quedara sin atención médica y hasta el momento se ha conseguido. Además explica que uno de los máximos logros ha sido evitar el colapso del sistema sanitario y contar siempre con camas disponibles para los casos positivos que las necesitan.

En ese sentido, la reconversión hospitalaria ha sido un factor fundamental para lograr atender a la mayor cantidad posible de pacientes. Gracias al convenio que se firmó con los hospitales privados se consiguió una alianza inédita en el país.

Por otra parte, un una barrera que se ha tenido que enfrentar es la falta de personal médico en nuestro país. El político afirma que durante sexenio se mostró poco interés en la formación de los trabajadores de la salud y hoy se ven las consecuencias.

Descuido a la salud durante sexenios

En este caso, al inicio de la actual administración se contaba con un déficit de 240 mil trabajadores de la salud en el país. Como estrategia, durante la pandemia se ha tenido que ofrecer una capacitación técnica a médicos generales para que puedan atender a los pacientes. Aunque reconoce que no es lo mismo que tener especialistas en medicina crítica, al menos ha funcionado para contener el problema.

Con respecto a la reciente propuesta de seis ex secretarios de Salud para controlar la pandemia de Covd-19 en México, responde que el documento redactado presenta muchas inconsistencias. Mientras esperaba una alternativa con bibliografía científica y evidencia real, no fue así. Además deja en claro que hasta el momento no hay nada que indique con claridad la relación entre el número de pruebas y la calidad del control de los contagios.

Finalmente, concluye que el tema de la vacuna contra la Covid-19 hoy es prioridad pero no se debe caer en el error de acelerar los procesos. Afirma que es preferible esperar más para conseguir una opción de máxima efectividad a ofrecer una alternativa que pueda ser contraproducente.