x

Paciente estadounidense perdió una oreja y recibió un reemplazo cultivado en su antebrazo

Es la primera ocasión en el mundo que se realiza esta técnica de implantar orejas que fueron cultivadas dentro del propio cuerpo del paciente.

El desarrollo de la tecnología muestra avances sorprendentes dentro del campo de la medicina que hasta hace no mucho parecían imposibles y mientras anteriormente lo tradicional para casos de pacientes que perdían una oreja era que utilizaran una prótesis, ahora eso podría cambiar por completo.

Así es como lo comprobó el soldado Shamika Burrage, un estadounidense que hace un par de años sufrió un fuerte accidente automovilístico del que logró sobrevivir pero en el cual perdió por completo su oreja izquierda.

Para poder recuperarla sin la necesidad de una prótesis, médicos del Centro Médico Militar William Beaumont, ubicado en Texas, utilizaron una novedosa técnica por primera vez en el mundo y la cual podría ser replicada en casos similares. Lo que hicieron los galenos fue cultivar bajo la piel del antebrazo derecho del paciente una oreja, la cual fue diseada con su propio cartílago, tomado de sus costillas.

Lo más interesante del caso es que para la formación de la nueva oreja fueron necesarios formar nuevos vasos sanguíneos en el cartílago, lo que significa que el paciente volverá a tener sensaciones una vez que su rehabilitación sea completada. De esta manera, a diferencia de una prótesis que sólo suele funcionar para fines estéticos, ahora realmente será como si el soldado jamás hubiera perdido su oreja original.

Al respecto, los médicos han llamado a esta técnica como superposición libre prelaminada en antebrazo y su objetivo es que dentro de 5 años sea imperceptible el implante de la oreja.

Por su parte, la idea de cultivar orejas se remonta a la década de 1990, cuando en primera instancia se experimentó con ratones de laboratorio, pero ahora ya se trata de una realidad en humanos.

Compartir

Lo más Reciente

ÚNETE A LA COMUNIDAD DE PROFESIONALES DE LA SALUD