¿Por qué estudiar una especialidad médica?

1419

Dentro de la medicina una regla muy básica, pero igualmente útil, señala que siempre se debe “ir de lo general hacia lo particular”, regla que aplica perfectamente para la pregunta planteada en el título de este texto, ¿por qué estudiar una especialidad médica?

Sobra decir que la información disponible dentro del campo de la medicina es tan amplia que al ser médico general se adquiere conocimiento general sobre todo, pero muy pocas veces con la profundidad que se requiere para atender a los pacientes como lo necesitan. De tal forma, cuando algo es de tu interés, lo común es decantarse por realizar una especialidad que te permita tener un conocimiento más amplio y específico. Desde mi punto de vista ésta es la razón más lógica para realizar una especialidad médica; sin embargo, existen muchas otras como:

  • Crecimiento profesional.
  • Mayor jerarquía y prestigio.
  • Aspirar a mejores cargos en el trabajo.
  • Mayor retribución económica.
  • Mejores posibilidades de ejercer la medicina privada.
  • Por deseo o meta personal.
  • Desconocimiento del campo ocupacional.

En general, las razones antes mencionadas engloban el porqué un médico toma la decisión de realizar una especialidad; sin embargo, el punto central deriva de que el galeno tenga verdaderamente la voluntad y el deseo de realizarla, pues también es cierto que muchos profesionales de la salud no tienen interés alguno en realizar una especialidad o simplemente no cuentan con las herramientas para poder hacerlo.

Pese a ello y si bien el cursar una especialidad en el campo de la medicina es, aparentemente, la mejor opción dado que se traduce en muchos beneficios, se debe de tener presente que el hacerlo representa 4 años más de estudio, en promedio, y que a pesar de ya tener un goce de sueldo, el horario no es flexible, pues se debe tener una disponibilidad total. Además la exigencia académica y laboral es mayor que en la formación como médico general.

Asimismo vale la pena recordar que muchos médicos han logrado un buen estatus económico y laboral pese a no contar con una especialidad. Al final del día, no es tan importante saber qué motiva al médico para decidir estudiar una especialidad, lo realmente importante es que ejerza su derecho a decidir el curso de su carrera profesional de manera libre.