Reino Unido busca prohibir el uso de la malla vaginal

286

La malla vaginal, uno de los aditamentos utilizados para la corrección del prolapso de órganos pélvicos (POP) por vía transvaginal y/o a través de la vagina más polémicos¹ que se hayan registrado en los últimos años, podría ser eliminado del Sistema Nacional de Salud británico debido al riesgo que representa para la salud de las pacientes.

Malla vaginal

La opinión del NICE y las consultas de diciembre

Con esto en mente y de acuerdo con la información depositada en un artículo publicado por la cadena BBC Noticias, el Instituto Nacional de Excelencia en Salud y Cuidado (NICE, por sus siglas en inglés), del gobierno del Reino Unido, llevará ante el Servicio Nacional de Salud (NHS) la posibilidad de eliminar el uso comercial de la malla vaginal en el territorio británico.

Los borradores de las pautas de NICE dicen que los implantes solo deben usarse para investigación, y no para operaciones de rutina. Algunos implantes pueden cortar en la vagina y las mujeres han quedado con dolores permanentes, incapaces de caminar, trabajar o tener relaciones sexuales […] los datos de ensayos controlados aleatorios no mostraron ningún beneficio adicional de usar malla en comparación con la reparación de tejido nativo.

Sin peso científico

Sería reconocer que el NHS se equivocó

En esa tesitura, el doctor Carl Heneghan, médico especialista y académico de la Universidad de Oxford (OU), explicó que la situación resulta especialmente delicada por qué sería un escrutinio directamente al servicio de salud inglés.

El borrador de las directrices era una admisión de que los servicios de salud habían equivocado, llamando al uso de malla una como una auténtica catástrofe. Siete años he estado viendo esto emerger, es absolutamente absurdo lo malo que es. O bien están enterrando la cabeza en la arena o no saben lo que hacen […] En abril, la BBC supo quemás de 800 mujeres en el Reino Unido emprendieron acciones legales contra el NHS por el uso de la malla.


¹ El 4 de enero de 2016, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) emitió dos órdenes definitivas para los fabricantes y el público en general con el fin de extremar los requisitos para las mallas quirúrgicas usadas en la corrección del prolapso de órganos pélvicos (POP) por vía transvaginal o a través de la vagina. La dependencia emitió una orden para reclasificar estos dispositivos médicos, de la clase II, que por lo general incluye los dispositivos de riesgo moderado, a la clase III, que normalmente incluye los de alto riesgo.

Imagen: Bigstock