Redes sociales y depresión, ¿aumentan el riesgo entre la población?

Las personas que abusan de las redes sociales tienen un riesgo tres veces mayor a desarrollar depresión en comparación con los demás.

  • La depresión es un trastorno de salud mental tan común que al menos el 5% de los adultos de todo el mundo la padecen.
  • No se conocen las causas exactas que la provocan pero los principales factores que contribuyen a su aparición son los sociales, psicológicos y biológicos.
  • El abuso de las redes sociales ha provocado la aparición de tecnopatologías relacionadas con la depresión como FOMO.

El estilo de vida ha visto un cambio radical a lo largo de los últimos años. La tecnología se ha encargado de facilitar muchas labores y eliminar las distancias físicas. Ahora las redes sociales se han convertido en el medio predilecto de la mayoría de la población pero no todo es favorable porque también pueden causar efectos adversos como la depresión.

Acerca de este tema el Dr. David Mischoulon, Director del Programa Clínico y de Investigación de la Depresión en el Massachusetts General Hospital, impartió la conferencia “Cómo sobrevivir y superar la depresión”.

Desarrolló de manera detallada uno de los trastornos de la personalidad más comunes en el mundo como es la depresión. Además destacó diferentes aspectos como los síntomas para su diagnóstico, la depresión en mujeres, depresión postparto y depresión en la adolescencia.

“La depresión tiene dos síntomas principales. El primero es una sensación de tristeza de manera cotidiana y el segundo es la pérdida de interés o placer en las actividades de ocio como hacer deporte o tocar algún instrumento musical”.

De acuerdo con el especialista, los síntomas adicionales de la depresión son:

  • Sueño anormal (poco o demasiado).
  • Sentimientos de culpa/reproche.
  • Falta de energía.
  • Concentración reducida.
  • Cambios de apetito (poco o demasiado).
  • Sensación de lentitud física/mental o agitación.
  • Preocupación con el tema de la muerte o suicidio.

De la misma manera, describió los factores de riesgo más comunes. Afirmó que es un trastorno más frecuente en las mujeres que en los hombres. También dijo que puede provocar una discapacidad cuando no se trata o incluso cuando es tratada.

Las redes sociales y la depresión

Hay una asociación entre uso excesivo de las redes sociales y la depresión. Las personas que abusan de esta forma de comunicación tienen un riesgo tres veces mayor en comparación con los demás. Además también tienen un alto riesgo para desarrollar ansiedad, peleas entre gente desconocida y ataques personales.

De igual forma, el abuso de las redes sociales ha generado la aparición de tecnopatologías. Una de las más conocidas fue bautizada como Fear of Missing Out (FOMO). Consiste en un miedo irracional a permanecer desconectado del mundo digital. Se produce por la enajenación de estos medios.

¿Cómo tratar la depresión?

Existen diversos tratamientos para tratar la depresión como medicamentos antidepresivos, psicoterapias (psicoanalítica, terapia cognitivo-conductual, etc.), medicinas naturales, tratamientos alternativos, omega-3, S-adenosilmetionina, hierba de San Juan, acupuntura, meditación, tratamientos somáticos (terapia electroconvulsiva, estimulación magnética transcraneal, etc.) y tratamientos experimentales como la ketamina.

Depresión postparto

La depresión postparto es muy común y prevalece entre el 5% y 60% de las mujeres que se convierten en madres. Los factores psicológicos y fisiológicos/obstétricos juegan un papel clave importante porque puede evolucionar sin diagnóstico a causa de estigmas. Por lo regular empieza inmediatamente después del parto o hasta seis semanas posteriores. Se trata igual que otras formas de depresión pero con cuidado respecto de la salud del recién nacido.

Pronóstico

De acuerdo con investigaciones del Dr. David Mischoulon y el Hospital General de Massachusetts, en la depresión la mayoría de las personas mejoran con tratamiento. Aunque se debe tener cuidado porque existe una gran tendencia a recaer porque entre el 50% y el 90% lo hace.

En ese tenor, hay más probabilidad de recaída si se han tenido muchos episodios y/o episodios largos. En ocasiones la depresión puede ser crónica o con episodios de mejoras y por eso se recomienda continuar el tratamiento de forma indefinida.

También lee:

Gráfica del día: Las redes sociales con mayor influencia en la salud mental

El uso de redes sociales ha incrementado la depresión y ansiedad en la población mundial

Depresión de Facebook, ¿la nueva enfermedad de los millennials?