Retención del equipo médico: ¡no dejes que se vayan!

355

El éxito de tu clínica es el reflejo del esfuerzo de tu equipo de trabajo. Gracias a la gente que trabaja contigo, tus pacientes salen satisfechos por el servicio prestado. Si el nombre de tu empresa está respaldado por buenos elementos que tienen bien puesta la camiseta ¿por qué dejarlos ir?

  • Retener a un buen empleado es una de tus principales responsabilidades como líder de grupo. Por eso, te presentamos algunas sugerencias que debes tomar en cuenta para tener empleados contentos y satisfechos con lo que hacen:
  • Paga lo justo. Los salarios poco competitivos generan mucha rotación de empleados. Pagar un salario justo puede ser lo ideal para retener a tus empleados, pero tampoco es la única alternativa.
  • Sé tolerante y flexible. Se sabe que cada vez son más las personas que buscan mayor es oportunidades de flexibilidad en sus trabajos y para ello necesitan a una persona que la garantice. Sabemos que esto podría ser un poco difícil en una clínica o en un hospital, pero al menos facilita más las cosas cuando un empleado requiera pedir un permiso para atender asuntos personales.
  • Reconoce la longevidad de tus empleados. Los empleados que han pasado una buena parte de sus vidas en una empresa, se sienten realmente agradecidos cuando el jefe directo reconoce y valora su trayectoria.
  • Enfatiza el respeto. Señala la importancia del respeto entre todos los elementos de tu equipo de trabajo, así los procesos de trabajo marcharán con más armonía.
  • Mejora la comunicación. La buena comunicación debe ser prioridad al interior de tu trabajo en todos los niveles jerárquicos. Informa periódicamente a tus empleados las novedades de tu empresa así como sus logros y cuáles son las ventajas de trabajar contigo. Estimula su trabajo transmitiéndoles los valores, misión, visión y objetivos de tu empresa.   

Implementa la estrategia de retención que más creas conveniente en tu organización, pero nunca olvides que tu equipo de trabajo debe sentirse valorado y apreciado.