El mundo se encuentra a punto de cumplir dos años de enfrentar una de las crisis sanitarias más severas de la era moderna. Aunque durante este lapso se han conseguido avances importantes todavía no ha terminado el peligro. Gracias a las permanentes investigaciones se consiguió desarrollar en tiempo récord la vacuna contra la Covid-19. Mientras que otro aspecto a destacar es que ahora también se conocen los principales síntomas de las variantes del SARS-CoV-2 más peligrosas del mundo.

Este tema resurgió desde hace unos días cuando se notificó la existencia de la Variante Ómicron. Los primeros casos oficiales ocurrieron en Sudáfrica pero ahora ya se han expandido a más de 40 países.

Lo que más llama la atención es que tiene una gran cantidad de mutaciones. Se desconoce a qué se debe esto pero hay varias hipótesis sobre su origen. Una de las más aceptadas señala que una persona con VIH habría incubado el SARS-CoV-2 durante un largo período de tiempo. A lo largo de ese lapso el patógeno modificó su estructura y después pasó a otro huésped y así comenzó la cadena de contagios.

¿Cuáles son las más peligrosas?

Todavía falta mucho por investigar pero de momento la Organización Mundial de la Salud (OMS) ya la colocó en su lista de las Variantes de Preocupación. En esta sección también se encuentran las mutaciones Alpha, Beta, Gamma y Delta. Lo que todas tienen en común es que han demostrado ser más infecciosas y transmisibles. Por lo mismo se les considera las más peligrosas de la actualidad.

variantes del SARS-CoV-2 más peligrosas

Ahora bien, gracias a las investigaciones más recientes se han identificado los síntomas más frecuentes que provocan estas variantes del SARS-CoV-2. A continuación te compartimos una lista con los de cada una.

Variante Alfa, Beta y Gamma

  • Molestias y dolores.
  • Dolor de garganta.
  • Diarrea.
  • Conjuntivitis.
  • Cefalea.
  • Pérdida del sentido del olfato o del gusto.
  • Erupciones cutáneas o pérdida del color en los dedos de las manos o de los pies.

Variante Delta

  • Cefalea.
  • Dolor de garganta.
  • Secreción nasal.
  • Fiebre.

Variante Ómicron

  • Tos seca.
  • Fiebre.
  • Sudoración nocturna.
  • Dolores corporales.

Pese a que existen diferencias mínimas entre los síntomas de estas variantes del SARS-CoV-2, la mejor protección que existe es la vacuna. Hasta ahora todas las que han sido aprobadas han mostrado una protección adecuada en las personas. No evitan los contagios porque su función principal es disminuir el riesgo de sufrir cuadros graves de la enfermedad. Lo único que falta por definir es si funcionan contra la Variante Ómicron.

De igual forma, se debe señalar que actualmente en México se han reportado casos de las cinco variantes más peligrosas del mundo. Aunque de todas la más común es la Delta porque representa más del 90 por ciento del total de casos.