Como cada 12 de agosto hoy se conmemora el Día Internacional de la Juventud. La celebración sirve para destacar la importancia que tiene la población juvenil en todos los aspectos de la vida. Su participación es directa en todos los aspectos y eso incluye a la salud. Cada año existen miles de médicos que se gradúan de las escuelas de Medicina con la convicción de aplicar todo lo aprendido dentro de los salones de clase.

En ese sentido, todos los médicos deben iniciar desde lo más bajo y de forma paulatina ganarse un lugar. A través de los años se adquiere la experiencia necesaria para lograr avanzar. Si haces un recuente de lo que has vivido, tal vez tuviste la fortuna de tener a alguien que te dio los consejos que te ayudaron para enfrentar tu vida profesional.

Aunque la realidad es que en muchos casos no ocurre lo mismo. No todos tienen la posibilidad de recibir recomendaciones de parte de sus colegas de mayor experiencia. Es por eso que a continuación te compartimos cinco consejos que debes poner en práctica si apenas te inicias en tu vida profesional.

Actualización constante

Dentro de la Medicina es muy importante mantenerse actualizado para conocer los avances más recientes. A lo largo de la carrera se pueden presentar muchas oportunidades pero en ocasiones los jóvenes tienen miedo a lo desconocido. Por eso, nunca dudes en tomar todos los cursos, seminarios, talleres y webinars que estén a tu alcance.

Aprender a tener una relación profesional con los pacientes

En la facultad, normalmente brindan muchos conocimientos pero se suele ignorar la manera correcta de atender a un paciente. Se debe de tomar en cuenta que cada uno es diferente, pero lo mejor es siempre ser directo y certero al momento de la consulta. En ocasiones los médicos jóvenes tienen muchas ganas en su profesión pero les falla el tener una relación correcta con los pacientes.

Nunca debes tener miedo de pedir ayuda

Algo común es que los jóvenes tengan miedo o pena para pedir ayuda a sus colegas. Se trata de un error frecuente que cometen la mayoría durante sus primeros años en el campo profesional. Lo correcto es siempre preguntar cuando se tengan dudas o no se tenga la certeza sobre la mejor forma de actuar.

Evitar la envidia entre colegas

De forma tradicional, los pacientes son lo más importante para los médicos. La realidad es que también se necesita el apoyo mutuo entre colegas. Lo que debes de buscar es eliminar las envidias entre médicos porque es un aspecto dañino que afecta a toda la organización y afecta en el rendimiento general.

Nunca descuidar la salud propia

Sin duda es el consejo más importante para todos los médicos que apenas empiezan. Muchos de ellos son capaces de arriesgar su vida propia por su profesión, lo cual no es del todo bueno. Algo que todos deben de tomar en cuenta es lo peligroso que resulta el no relajar la mente y sufrir de estrés constante. La salud propia debe ser igual de importante que la de los demás.

¿Y tú qué otros consejos le darías a tus colegas más jóvenes?