5 tipos de profesor que seguro todo médico encontró en la facultad

436

Los profesores desempeñan un papel muy importante en la formación de los alumnos en las facultades de todo el mundo.

En el caso de la facultad de medicina, sin importar la materia que impartan, los perfiles de los profesores pueden ser muy diferentes entre sí, pues entran en juego diversos factores como su personalidad, carácter y formación académica. 

Si estás por iniciar tu formación universitaria, te presentamos cinco perfiles de profesores que seguramente te encontrarás en la facultad:

El erudito

  • Su principal característica es que no sólo se limita a desempeñar su trabajo como docente, pues al poco tiempo descubres que también es autor de varios libros que claro está, todos usarán como referencia y no perderá ninguna oportunidad para citarse a sí mismo durante la clase. Un sabio consejo es nunca criticar su trabajo, pero tampoco caigas en el exceso de elogiarlo. Continúa con tu curso y aprende lo más que puedas de tu profesor.

El profesor que nunca se sale del programa

  • Estos profesores se saben de memoria todo el programa de estudio y procuran nunca salirse de él, motivo por el que evitan estudiar otros conceptos obtenidos por otra fuente. Los temarios que les marca el programa de estudio son sagrados. Si deseas aprobar la materia, sólo estudia los libros que él recomienda, aunque nunca está de mas que defiendas otras ideas, eso sí, con argumentos bien cimentados.

El amable

  • Es el típico profesor que saluda a medio mundo y pregunta cómo estuvo tu fin de semana. Simpatía y empatía son sus mayores características con la finalidad de ganar la confianza de sus alumnos dentro de los límites aceptables profesor-alumno, y así, motivarlos a aprender.   

El rígido

  • Es la contraparte al anterior. Con este profesor, estudias o será imposible aprobar la materia. Los alumnos que medio estudian y no se apegan a lo que este maestro dice, no tienen ninguna oportunidad de aprobar la asignatura. Recuerda que esta clase de profesores no se distinguen precisamente por su buen trato con los alumnos, por lo que no importa si la materia es muy sencilla, sólo tendrás que estudiar.

El que hace que te enamores de la materia

  • Sin importar la materia o si la asignatura es de tu agrado, existen profesores que siempre encuentran la manera de motivar a sus alumnos para que se interesen en la materia. Otra de sus ventajas es que siempre ponen en práctica nuevos métodos de estudio para la retroalimentación sea constante. Les gusta compartir sus conocimientos sin una pizca de egoísmo y siempre están dispuestos a explicarte algo las veces que sea necesario.