La situación con respecto a la vacunación en nuestro país se mantiene delicada. Apenas ha transcurrido una semana desde el inicio de la campaña masiva y ya se han presentado algunas adversidades. Mientras que afuera se mantiene la transmisión de la enfermedad en su punto máximo. Como resultado, la primera quincena de enero ha sido la más mortal desde el inicio de la pandemia y se teme que la tendencia se mantenga.

En ese sentido, el mayor problema surgió hace un par de días cuando Pfizer anunció que suspendería sus envíos de vacunas a varios países, entre ellos México. Todo parte de la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para garantizar una distribución equitativa a nivel global. De esta manera, la farmacéutica enviará las dosis ya fabricadas a las naciones más pobres del planeta.

Por lo anterior, México dejará de recibir vacunas durante al menos tres semanas. Se estima que los envíos se restablezcan a finales de febrero o inicios de marzo. Aunque para continuar con la aplicación de la inmunización, México ya se encuentra en pláticas con otras farmacéuticas y así continuar con la campaña.

El día de hoy durante la conferencia matutina, el canciller Marcelo Ebrard presentó el calendario oficial de vacunación para México. El plan contempla que para marzo de 2021 se hayan aplicado poco más de 21 millones de dosis que sirvan para proteger a 14 millones de personas. Además establece cuatro tipos de distribuidores.

En primera instancia se encuentra Pfizer y hasta este momento ya se han suministrado 492 mil 529 dosis en todo el territorio nacional. Mientras que la segunda opción es AstraZeneca, la cual ya fue autorizada por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris). Su principio activo ya fue enviado desde Argentina a nuestro país para iniciar su fabricación, envasado y distribución en toda América Latina. Se planea que a finales de marzo se cuente con dos millones de insumos para su aplicación en México.

La tercera opción es la rusa Sputnik V, la cual ya presentó la documentación requerida ante la Cofepris. Durante los siguientes días será publicada la resolución pero se espera que sea aprobada. En caso de ser así, durante la última semana de enero llegará el primer paquete a México con 400 mil dosis. Se estima que de manera constante lleguen aviones con cargamentos completos y así reunir siete millones 400 mil insumos para finales de marzo.

Mientras que la cuarta alternativa es la china CanSino que también ya presentó su solicitud para uso de emergencia ante la Cofepris. Su principal característica es que consiste en una única dosis y no dos como las anteriores. Si todo avanza como se tiene planeado sería en la primera semana de febrero cuando se reciba un paquete con las primeras 50 mil vacunas para su aplicación. Mientras que para finales de marzo se prevé contar con un total de seis millones 950 mil inmunizaciones que sirvan para proteger a igual número de personas.

Por su parte, una aclaración importante es que las vacunas no se pueden combinar entre sí y las personas no podrán elegir la que quieran recibir. Conforme lleguen al país se aplicarán y con base en las estimaciones del plan, serán suficientes para proteger a todos los trabajadores de la salud sin importar si atienden a pacientes infectados o no y si son del sector público o privado. Además también se administrarán a personas de más de 80 años o con enfermedades crónicas.