Científico mexicano obtuvo el Premio Iberoamericano de Neurología Pediátrica

La Academia Iberoamericana de Neurología Pediátrica eligió al especialista mexicano por su destacado trabajo en la elaboración de reportes de casos.

1237

Lograr destacar dentro del campo de la salud en nuestro país es complicado, por eso hacerlo en el extranjero merece un doble mérito. Eso fue lo que ocurrió con el científico Jorge Malagón Valdés, investigador de la Universidad Autónoma de Aguascalientes (UAA), quien recibió el Premio 2018 de la Academia Iberoamericana de Neurología Pediátrica.

La distinción se otorga anualmente y es considerada una de las más importantes que se entregan dentro de la especialidad. En este caso, se eligió al médico neurólogo por su destacado trabajo en la elaboración de reportes de casos. Gracias a su constante participación se han logrado resultados importantes que pueden llegar a tener un alto impacto en los pacientes.

Al momento de la entrega del galardón, Malagón Valdés comentó que uno de sus trabajos científicos más reconocidos trata acerca de la transición de una encefalopatía epiléptica en niños hacia el síndrome Lennox-Gastaut.

Por su parte, el especialista mexicano que también pertenece a la Academia Mexicana de Pediatría (AMP), manifestó su orgullo al haber sido merecedor de este premio. De igual forma, comentó que esto lo motiva para continuar en la formación de futuros especialistas en el área de la salud y seguir con más investigaciones científicas.

Otros casos mexicanos a destacar

Finalmente, esto hace recordar otras casos de especialistas médicos recientes que han sido reconocidos. En primer lugar se puede mencionar a Alejandro Jiménez Sánchez, quien recibió el premio a la Mejor Tesis Doctoral del 2018 por parte del Instituto de Investigación sobre el Cáncer de Cambridge en el Reino Unido.

Otro caso a mencionar es el de Andrea Sánchez Navarro, alumna del Doctorado en Ciencias Biomédicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), galardonada con el Premio Nacional de la Juventud en la categoría de Ciencia y Tecnología por haber diseñado un método para la detección temprana de daño renal en el que no son necesarias las biopsias.