Entrevista: ¿Cómo detectar a tiempo la retinopatía en el prematuro?

375

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), el nacimiento prematuro es una condición que prevalece en poco más de 15 millones de alumbramientos a escala global cada año. Una cifra donde países como China e India, encabezan la lista con el mayor número de niños nacen prematuramente.

Espectro internacional

Principales países donde más nacen prematuramente

En esa tesitura, de acuerdo con Blencowe H, et.al., (2010) el top ten de las principales naciones donde con mayor frecuencias nacimientos prematuros son:

  • India:
    3 millones 519 mil 100 nacimientos prematuros;
  • China: 
    Un millón 172 mil 300 nacimientos prematuros;
  • Nigeria:
    773 mil 600 nacimientos prematuros;
  • Pakistán:
    748 mil 100 nacimientos prematuros;
  • Indonesia:
    675 mil 700 nacimientos prematuros;
  • Estados Unidos:
    517 mil 400 nacimientos prematuros;
  • Bangladesh:
    424 mil 100 nacimientos prematuros;
  • Filipinas:
    348 mil 900 nacimientos prematuros;
  • República Democrática del Congo:
    341 mil 400 nacimientos prematuros; y,
  • Brasil:
    279 mil 300 nacimientos prematuros.

Espectro nacional

200 mil niños nacen prematuramente en México

Por otro lado, en el espectro nacional, México registra un total de 200 mil nacimientos prematuros cada 365 días. Una cifra que de acuerdo con el Instituto Nacional de Psiquiatría (INP) representa la primera causa de muerte neonatal y la segunda en menores de cinco años.

En nuestro país nacen alrededor de dos millones de niños, de los cuales el 10 por ciento son prematuros, por lo que es importante capacitar al personal para el manejo del prematuro. Por  esa razón, la capacitación de los profesionales de la salud para la atención del recién nacido prematuro desde distintas áreas: nutricional, estimulación multisensorial, lactancia materna, programación metabólica, es fundamental.

Dr. Alejandro Serrano Sierra
Director general del Instituto Nacional de Pediatría (INP).

Trabajo conjunto

¿Cómo detectar la retinopatía en el prematuro?

Con esto en mente, la Dra. Leonor Hernández Salazar, médica cirujana oftalmóloga con con Alta Especialidad en la atención de la retina y el vítreo, sostuvo un diálogo con Saludiario donde se identificaron las principales tareas pendientes que entre la sociedad civil, los profesionales de la salud y la opinión pública deben de atender para evitar juntos el avance de la retinopatía en el prematuro.

Saludiario: ¿Qué es a su viva voz la retinopatía en el prematuro?

Dra. Hernández Salazar: Esta enfermedad, como es sabido, se presenta en aquellos pacientes que nacieron antes de las 36 semanas de gestación., Ellos desarrollan una enfermedad a nivel de la retina debido al poco desarrollo de la misma.

En un niño normal, aquél que nace de 38 a 40 semanas, todavía le faltan de tres a cuatro meses más para que el desarrollo de la retina esté completo. Ahí radica la importancia de atender al paciente que nació prematuramente?

SD: ¿Cuándo se presenta esta enfermedad?

HS: Esta enfermedad se presenta principalmente en aquellos niños que recibieron apoyo ventilatorio como el día que estuvieron entubados o por el uso prolongado de oxigeno en el paciente. Esta serie de rasgos definitorios son característicos de la enfermedad que se asocia con el oxigeno.

SD: ¿Cuál es la valía del diagnóstico oportuno?

HS: La correcta intervención de los profesionales de la salud, primero el especialista en el área de la neonatología y, posteriormente, el cirujano oftalmólogo, es vital, ya que de no haber una buena coordinación entre ambos agentes sanitarios el paciente puede perder la vista. Si no la detectamos a tiempo, los niños pueden quedarse ciegos.

SD: ¿Cómo se diagnostica a tiempo la retinopatía en el prematuro?

HS: El 25 de enero del año 2013 fue publicada en el Diario Oficial de la Federación (DOF) el proyecto de reforma por el cual se adicionaron y derogaron diversas disposiciones establecidas en la Ley General de Salud. Particularmente lo conducente al artículo 61, del CAPITULO V, relacionado con la atención materno-infantil.

En es reforma se indicó, entre otras cosas, que por ley es obligación llevar a consulta oftalmológica al recién nacido a partir de las cuatro semanas de vida.

Artículo 61 de la Ley General de Salud:

El objeto del presente Capítulo es la protección materno-infantil y la promoción de la salud materna, que abarca el período que va del embarazo, parto, post-parto y puerperio, en razón de la condición de vulnerabilidad en que se encuentra la mujer y el producto. […] la atención del niño y la vigilancia de su crecimiento, desarrollo integral, incluyendo la promoción de la vacunación oportuna, atención prenatal, así como la prevención y detección de las condiciones y enfermedades hereditarias y congénitas, y en su caso atención, que incluya la aplicación de la prueba del tamiz ampliado, y su salud visual La revisión de retina y tamiz auditivo al prematuro; La aplicación del tamiz oftalmológico neonatal, a la cuarta semana del nacimiento, para la detección temprana de malformaciones que puedan causar ceguera, y su tratamiento, en todos sus grados.

Esa operación permite a los profesionales de la salud especializados en la atención oftalmológica determinar si el paciente presenta algún grado de lesión en la retina que, de acuerdo con las mediciones, nos permite a nosotros dar cuenta si se ubica en alguno de los siguientes estadíos:

  1. Vigilancia.
  2. Atención.
  3. Tratamiento.
  4. Lesión severa.
  5. Lesión grave.

SD: ¿Cómo evitar esta condición negativa para la calidad de vida del paciente?

HS: Prevención. Y, no una prevención cualquiera, a mi juicio, debe de haber una prevención en tres niveles:

  • Primaria: Durante el periodo de gestación.
    Guiar y orientar al paciente para llevar un adecuado desarrollo del embarazo.
  • Secundaria: El bebé ya nació.
    Si el bebé ya nació y fue prematuro, nosotros como oftalmólogos debemos de atender al paciente.
  • Terciaria. El prematuro tiene retinopatía.
    Conjugar acciones con un único objetivo: evitar la ceguera en el paciente prematuro.

Asimismo, el diálogo entre el neonatólo, quien da luz verde a que se pueda hacer una revisión ocular, y el oftalmólogo es vital. De ellos depende una temprana detección de esta enfermedad que puede afectar severamente la vista del recién nacido. Es probable que utilice lentes toda su vida, pero no padecerá ceguera. Es un diálogo coordinado que nos compete a todos.


Referencia:

  • Blencowe H, Cousens S, Oestergaard M, Chou D, Moller AB, Narwal R, Adler A, Garcia CV, Rohde S, Say L, Lawn JE. National, regional and worldwide estimates of preterm birth. The Lancet, June 2012. 9;379(9832):2162-72. Estimaciones de 2010.

Imagen: Bigstock