El acelere por tener una vacuna para Covid-19 lo antes posible no asegura en ningún modo que tengamos antes la inmunización. “Despacio que tengo prisa”, dijo alguna vez Napoleón Bonaparte cuando sus asistentes lo vestían.

Sin embargo, el acuerdo firmado por el gobierno federal para asegurar las dosis para casi la totalidad de los mexicanos, es una noticia relevante. Luego de la firma del acuerdo para garantizar el acceso a 160 millones de vacunas, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), resaltó que esto es resultado de varios meses de trabajo investigación y aproximación de México a través de canales diplomáticos, particularmente del canciller Marcelo Ebrard.

El principal objetivo del acuerdo firmado es acceder de manera temprana a una vacuna segura y eficaz contra Covid-19. Por tanto, la pre compra que se está haciendo por parte del gobierno mexicano, que incluye un pago millonario que ya tiene contemplado la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), es una estrategia similar a la que han hecho otros países en el mundo, como nuestro vecino país del norte.

Acceso oportuno a la inmunización

El acuerdo firmado por el gobierno federal garantiza el acceso, en el menor tiempo posible, a 77 millones de dosis de la inglesa Astra Zeneca; entre 15 y 32 millones de la estadounidense Pfizer; y 35 millones de vacunas de la china CanSino Bio.

En este marco, recordemos que la iniciativa global Covax tiene un portafolio de 18 vacunas y que surgió de la reunión del G20 y la Organización Mundial de la Salud (OMS), que constituye una bolsa de fondos que garantiza el acceso a las inmunizaciones, de la forma más equitativa posible. a las diferentes naciones.

Tampoco hay que olvidar que las vacunas deben pasar por tres fases de investigación antes de ser aprobadas para su manufactura y comercialización. Hoy en día en México hay siete vacunas en fase tres, que ya es el protocolo clínico en humanos, para constatar que la inmunización sea tanto eficaz como segura.

Luego de la investigación clínica, la aprobación de las agencias sanitarias

Según han informado fuentes oficiales, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), ya tiene el dossier de dos de las siete vacunas candidatas posibles, las de Jenssen y la de CanSino, que planean terminar con sus protocolos antes de que acabe el penúltimo mes de este año 2020.

No obstante, las tres vacunas a las que se podría tener acceso con mayor oportunidad son las de AstraZeneca, Pfizer y CanSino, siempre y cuando obtengan los permisos de las autoridades regulatorias internacionales. El laboratorio inglés AstraZeneca deberá tener el visto bueno de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por sus siglas en inglés) y Pfizer, el de la Food & Drug Administration (FDA).

Una vez que se obtengan las autorizaciones sanitarias internacionales correspondientes, la Cofepris deberá avalar la seguridad y eficacia de las vacunas, y en su caso, proceder con el sello de aprobadas.

Aún no hay que cantar victoria

Y solo después de este proceso, podrá empezar la producción masiva de vacunas, lo que tampoco sucederá de la noche a la mañana. Además, una vez producidas las inmunizaciones, habrá que distribuirlas por todo el territorio nacional para que sean aplicadas por el sector salud, lo que no será nada fácil.

Así que no hay que cantar victoria aún. Como hemos recalcado en este espacio, es que si todo sale bien y las vacunas se aprueban después de haber hecho los protocolos necesarios y suficientes, la aplicación de las mismas ocurrirá después del primer trimestre de 2020. Al tiempo.

Estetoscopio

Una gran legado deja el doctor Guillermo Soberón Acevedo, recién fallecido a los 94 años, quien fuera rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en la década de los años 70 y fungiera como secretario de Salud en el sexenio de Miguel de la Madrid. Una de sus grandes aportaciones a la salud pública fue su impulso a los “Días Nacionales de Vacunación” contra la Poliomielitis, que ayudaron a erradicar la enfermedad en México. Descanse en paz.

Jorge Arturo Castillo es licenciado en Ciencias de la Comunicación (CC) y maestro en Relaciones Internacionales (RI) por la FCPyS de la UNAM. Es socio director de Comunicación CM, desde donde edita medios especializados en las industrias farmacéutica, salud, energía y tecnología. Es profesor de periodismo de la carrera de CC, en la UNAM, desde hace más de 27 años. Es generador de contenidos y ha desempeñado diversos cargos periodísticos en los principales medios de comunicación en México, así como algunos internacionales.

Licenciado en Ciencias de la Comunicación (CC) y maestro en Relaciones Internacionales (RI) por la FCPyS de la UNAM. Es socio director de comunicación en CM, desde donde edita en medios especializados sobre industrias como farmacéutica, salud, energía y tecnología. Es profesor de periodismo de la carrera de CC en la UNAM, desde hace más de 27 años. Es generador de contenidos y ha desempeñado diversos cargos periodísticos en los principales medios de comunicación en México, así como algunos internacionales.