Patrocinado por RB MJN

 

 

 

Para ofrecer una atención completa e integral a tus pacientes necesitas de esfuerzo y dedicación al interior del consultorio. También se deben aprovechar las bondades de la tecnología para darle difusión y así lograr captar la mayor cantidad posible de personas. Todo lo anterior es cierto pero lo que nunca puedes perder de vista es que cuando alguien acude a tu espacio de trabajo, su primera impresión es la sala de espera.

Aunque puede parecer un elemento sin importancia, en realidad es un aspecto en el que necesitas invertir para poder causar una opinión positiva en quienes se acercan contigo por primera vez. Más allá del tiempo que deban pasar los pacientes en ese espacio para acceder a la consulta, debes de ofrecer las suficientes amenidades para evitar que se aburran o enojen.

Requisitos legales de la sala de espera

También debes de tomar en cuenta que más allá de la comodidad del paciente, la sala de espera es un requisito legal para cualquier consultorio médico. Al respecto, la Norma Oficial Mexicana (NOM) 178-SSA1-1998 establece los requisitos mínimos que debe tener el espacio para conseguir la aprobación de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).

Con base en la ley, los aspectos que debe contener contener la sala de espera son los siguientes:

  • Documentación oficial.
  • Rotulación a la vista del paciente.
  • Baño acondicionado con agua.
  • Al menos seis butacas para los pacientes.
  • Cesto de basura.
  • Ruta de evacuación con señales alfabéticas y analógicas.
  • Extintor.

Higiene y limpieza de la sala de espera

Por otra parte, hoy más que nunca se debe recalcar la importancia del aseo constante en la sala de espera. Al tomar en cuenta que se trata de un espacio visitado a diario por personas enfermas, entonces es obligatorio realizar una limpieza de forma frecuente. Se deben desinfectar todas las superficies del espacio por el riesgo constante de Covid-19, entre otros virus y bacterias.

Pero además de los elementos mencionados que estipula la NOM, también existen otras amenidades que puedes incorporar en la sala de espera del consultorio. No se trata de lujos sino de elementos destinados a la comodidad del paciente.

Lectura y consejos de salud

En primera instancia se encuentran los materiales de lectura. Colocar algunas revistas de interés general es una buena estrategia para que los pacientes las consulten mientras esperan su turno de atención. Existen múltiples títulos disponibles, pero lo ideal es elegir los que vayan acorde al tipo de pacientes que atiendes. En el caso de pediatras inclusive puede ser propicio añadir algunos juegos manuales para los niños.

Recuerda que la ley menciona que debes colocar todos los reglamentos y documentación en las paredes, aunque tú puedes incorporar todavía más elementos. Algunas opciones son colocar frases reconfortantes para que tus pacientes las lean y se sientan identificados con el lugar.

Pero eso no es todo porque ante la época actual puedes recordar algunas de las medidas de prevención contra el Covid-19. Algunas ideas son carteles que muestren cómo es el estornudo de etiqueta o recordar el lavado constante de manos.

Pantallas para los pacientes

Cada vez es más frecuente que los consultorios médicos cuenten con una pantalla dentro de la sala de espera. Debe encontrarse en la parte superior de alguna esquina para que sea visible para todos los pacientes. Pero más allá del equipo, también debes poner atención en lo que se transmitirá. Lo más sencillo puede ser poner algún canal de la televisión abierta; sin embargo, también existe la alternativa de proyectar una película o un programa especializado.

Con respecto a los programas que se transmiten en las pantallas, una buena idea puede ser proyectar alguno afín a la salud. De esta manera no será un simple entretenimiento sino que también le vas a ofrecer un contenido de calidad a tus pacientes.

Internet inalámbrico

Un elemento más que puedes incorporar en la sala de espera de tu consultorio es internet WiFi. Desde hace varios años ha dejado de ser un lujo para transformarse en una necesidad. De igual forma debes de considerar que los beneficiados no sólo son los pacientes sino también tus colaboradores y tú mismo porque se trata de una herramienta que utilizas a diario.

En ese sentido, lo ideal es contratar un plan con una buena velocidad de internet y ofrecer la clave a todos los pacientes. De esta forma ellos se podrán conectar sin problema y tendrán una opción de entretenimiento mientras esperan para poder acceder al consultorio.

Recuerda que la sala de espera dice mucho de cualquier consultorio médico. Vale la pena que inviertas en la comodidad de tus pacientes para que fomentes una relación a largo plazo. Y además de la buena impresión que causes también es importante que el espacio se encuentre en perfectas condiciones y aseado para evitar contagios.

Material dirigido solo a profesionales de la salud. Información realizada para profesionales de la salud en territorio mexicano. Todo lo publicado en la plataforma es una recomendación, mas no una prescripción o indicación médica.