Un vídeo captó el momento en que el actual Presidente de México López Obrador estuvo caminando por uno de los jardines del Palacio de Gobierno junto a Alejandro Ernesto Esbach Pérez, coordinador nacional del área médica del Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi), y Alejandro Svarch, integrante de la ayudantía, todos protegidos con cubrebocas.

Llamó mucho la atención que al fondo de la imagen se notaba la presencia de una ambulancia del ejército junto a una camioneta blanca. En el vídeo también se ve a un AMLO un poco apacible en proceso de recuperación, quien se voltea ve a la cámara y saluda. Por supuesto, este vídeo fue tendencia en México y en muchas partes del mundo cuando se difundió a través de las redes sociales.

Aunque aún se desconoce si se reincorporará a sus actividades públicas el lunes próximo, dado que la última palabra la tiene el equipo médico que lleva el caso del primer mandatario. Así lo expresó la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero en la alocución matutina.

Dos semanas en recuperación

Ya han pasado dos semanas desde que el primer mandatario diera positivo a las pruebas del coronavirus. Y desde entonces, se han desatado una serie de rumores acerca de la gravedad de López quien tuvo que hacer un vídeo el pasado viernes para desmentir la ola de presunciones que corrían por las redes.

Asimismo el pasado martes, Hugo López-Gatell,subsecretario de Salud, en la conferencia vespertina dio un informe acerca del estado de salud del presidente y una de las frases que utilizó fue que “prácticamente asintomático”.

Además, recalcó: “Justo hace algunos minutos terminamos la reunión semanal sobre COVID-19 y participó el presidente, muy activo, muy enérgico, muy enfático, como es él, dando un seguimiento muy cuidadoso a todo lo que hacemos y esto es producto de que continúa en muy buena evolución, sigue recuperándose, están prácticamente transcurriendo los días en los que su organismo irá eliminando el virus, pero prácticamente asintomático”.

Como era de esperarse se supo de que el equipo de médicos de resguardo sugerían mucho reposo y visitas limitadas. Por ello, el mismo AMLO le dio la tarea a la secretaria de Gobierno Olga Sánchez Cordero que lo reemplazara en las alocusiones diarias. Y precisamente ella, era una de las personas que ha mantenido comunicación directa por supuesto, resguardando todas las medidas de seguridad.

Entre las listas de visitas permitidas se encuentran familiares, un grupo selecto de allegados de la familia y el secretario de Salud, Jorge Alcocer, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, y el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.