El 5 por ciento de la población mundial sufre del Trastorno de Síntomas Somáticos

Algunas personas dudan de su salud y piensan que tienen una enfermedad en particular, incluso cuando los resultados de los exámenes médicos son normales.

0
45

En la vida, es fundamental alcanzar un equilibrio y nunca llegar a los excesos porque puede resultar contraproducente. Aunque el ejercicio físico es benéfico, cuando se abusa puede atentar contra la salud. Lo mismo ocurre en otros aspectos y es muy importante que tus pacientes lo tengan presente.

Aunque siempre se recomienda que los pacientes muestren interés por su salud, siempre debe existir un límite. Se ha reportado que algunas personas pierdan el control, convenciéndose de que tienen una enfermedad en particular, incluso cuando los resultados de los exámenes médicos son normales. Esas son las características frecuentes del Trastorno de Síntomas Somáticos, problema de la salud mental que se cree afecta a aproximadamente el 5 por ciento de la población.

Estar sano pero creer que se está enfermo

De acuerdo con especialistas de Mayo Clinic, las personas con trastorno de síntomas somáticos se preocupan excesivamente cuando presentan dolor o cansancio, y eso perturba su vida diaria o las lleva a sentir gran malestar emocional. La respuesta del estrés ante estos incómodos síntomas puede ser de mareo, palpitaciones cardíacas, náusea, dolor del pecho o falta de aire, todo lo que puede aumentar aún más los temores.

Los pensamientos, los sentimientos y los comportamientos de este trastorno pueden manifestarse de varias maneras. Entre ellas, la preocupación constante de contraer una enfermedad, la interpretación de sensaciones normales como nocivas o potencialmente peligrosas y el temor de que los síntomas sean graves o mortales, pese a que los exámenes o los análisis clínicos planteen lo contrario.

De acuerdo con el Dr. Craig Sawchuk, del departamento de Psicología de Mayo Clinic, es también común que la gente que presenta esta condición crea que las evaluaciones médicas o los tratamientos no fueron adecuados. Otras señales propias son buscar repetidamente anomalías en el cuerpo, investigar síntomas en Internet y acudir con frecuencia al doctor o hacerse exámenes que no alivian la inquietud, sino que la empeoran.

Las mujeres son más proclives a mostrar las señales del trastorno de síntomas somáticos, igual que la gente que padece más de una enfermedad. Además, las personas con antecedentes de enfermedades infantiles, abuso sexual u otros traumas corren más riesgo de presentar el trastorno, así como quienes sufren de depresión o trastorno de ansiedad.

Varios desordenes afines comparten características con el trastorno de síntomas somáticos, tales como el de ansiedad por la salud (antes conocido como hipocondría) y los neurológicos funcionales que consisten en síntomas neurológicos que ninguna neuropatía o afección pueden explicar.

Por todo lo anterior, es pertinente que a tus pacientes les dejes en claro que sólo un médico está autorizado para realizar análisis y detecciones de problemas de salud. Aunque ellos puedan sospechar o inferir que padecen algo, siempre deben acudir con un especialista y jamás acudir a la automedicación.

Taboola