Habrá 8 millones de muertes por consumo de tabaco en 2030: OMS

421

Información dada a conocer por la Organización Mundial de la Salud (OMS) advierte que, a pesar de las políticas para combatir el consumo de tabaco, anualmente fallecen 6 millones de personas por esta causa, cifra que podría incrementarse en más del 33 por ciento en los próximos 13 años.

El organismo de Naciones Unidas estima que para 2030 el número de fallecimientos por año podría alcanzar los 8 millones.

Recientemente un estudio efectuado por investigadores del Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos (NCI) mostró que fumar menos de un cigarro al día a lo largo de la vida eleva el riesgo fallecer prematuramente en 64 por ciento frente a quienes nunca lo han hecho, peligro que se incremente acuerdo con la cantidad de cigarrillos consumidos.

La carga sanitaria global por el hábito de fumar tabaco es enorme, pues también incluye la muerte de unos 600 mil fumadores pasivos, no obstante, su consumo sigue en ascenso debido al crecimiento demográfico.

En el texto titulado “La economía, el tabaco y del control del tabaco” de la OMS (elaborado con apoyo del Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos), destaca que 8 de cada 10 fallecimientos se producirán en los países de bajos y medianos ingresos pero, además, insta a los Ejecutivos de las naciones a invertir más recursos en campañas de información y prevención, pues las personas (especialmente las más jóvenes) no son conscientes de sus dañinas consecuencias, lo que termina por impactar los sistemas públicos de salud.

Por otra parte, el documento indica que los altos impuestos al tabaco, políticas de espacios libres de humo, prohibición de la publicidad del tabaco y campañas de información, entre otras estrategias, resultan útiles para reducir su consumo, pero no son los suficientemente usadas.

Asimismo, destaca que todos los programas tiene elevado “costo-beneficio”, pues el retorno de su implementación es mucho mayor que no aplicarlos, sin embargo, el problema consiste en que pocos gobiernos reinvierten lo recabado en estrategias para prevenir su uso.

En el periodo 2013-2014, estima la OMS, los impuestos globales al tabaco produjeron ingresos cercanos a los 269 mil millones de dólares, de los cuales apenas mil millones se invirtieron en el control del tabaquismo.

Al respecto, cabe señalar que en México la Ley de Ingresos de la Federación calcula que para este 2017 la recaudación por concepto del Impuesto Especial a Productos y Servicios (IEPS) a artículos que afectan la salud, los cuales incluyen bebidas azucaradas, alcohólicas, tabaco y alimentos no básicos con alto aporte calórico, como botanas, pan dulce y galletas, será de unos 132 mil 220 millones de pesos, sin embargo, el presupuesto asignado para Salud es de apenas 121 mil 817 millones de pesos.