INFOGRAFÍA: La estrecha relación entre la obesidad y el consumo excesivo de azúcar

En la actualidad México ocupa el segundo lugar mundial en obesidad en adultos y la segunda posición en el rubro infantil.

150

Dentro de los mayores problemas de salud que atacan a México, la obesidad se encuentra en los primeros lugares. Mientras que hace unas décadas el mayor inconveniente era la desnutrición, ahora se pasó al extremo opuesto. Ambos resultan igual de dañinos y ponen en riesgo la vida e integridad de tus pacientes.

Para poner en contexto la situación actual del país, la Secretaría de Salud (SSa) afirma que 7 de cada 10 adultos mexicanos presentan un exceso de masa corporal. Además se debe considerar que es uno de los principales factores de riesgo para el desarrollo de múltiples enfermedades y padecimientos que van desde la diabetes hasta el cáncer.

El resultado directo es que actualmente México se ha posicionado como el líder en obesidad dentro de América Latina. Mientras que a nivel mundial se ubica en el segundo lugar, tan sólo por debajo de Estados Unidos. Se trata de estadísticas que ninguna nación desea porque impactan en la calidad de vida de la ciudadanía.

Además también es una problemática que impacta en otros rubros de la economía nacional. A decir de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la obesidad y sus complicaciones le cuestan México alrededor de 7 mil 800 millones de dólares anuales.

En ese sentido, parte del origen de la obesidad en muchos casos radica en una alimentación indebida. En específico se ha identificado que el consumo excesivo de azúcar es uno de los mayores factores de riesgo.

Con respecto a este tema, Novo Nordisk comparte una infografía en la que se explica la relación del abuso de azúcar con la obesidad y otros riesgos para la salud de los pacientes.

Obesidad infantil en México

Por otra parte, también se ha detectado un aumento en el índice de obesidad infantil en nuestro país. Con base en la más reciente Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de la SSa, 4 de cada 10 menores en México padecen de exceso de masa corporal. Lo más grave es que se prevé que la tendencia se incremente en los próximos años.

En ese sentido, para hacer un recuento, en 1975 la incidencia de la obesidad entre niñas de 5 a 19 años a nivel mundial era de únicamente el 1.9 por ciento. Para el 2016 la cifra se disparó hasta el 12.8 por ciento. Algo muy semejante ocurrió entre los niños mexicanos. Mientras que en 1975 la incidencia de obesidad afectaba al 2.7 por ciento de niños entre 5 y 19 años, para 2016 la cifra se incrementó a 16.8 por ciento.

Dicho todo lo anterior, el resultado es que en la actualidad México ya es considerado el líder a nivel mundial en el rubro de obesidad infantil.