La SSa anuncia la creación de la Conasama para atender la salud mental y adicciones

Para lograr la transformación del sistema de salud mental se capacitará al personal de primer nivel de atención en temas prioritarios.

327

En el marco del 40 aniversario del Instituto Nacional de Psiquiatría “Ramón de la Fuente Muñiz” (INPRF), el director general de los Servicios de Atención Psiquiátrica (SAP), Juan Manuel Quijada Gaytán, anunció que en la Secretaría de Salud (SSa) se lleva a cabo una reestructuración del sistema de salud mental, que atienda las necesidades de la población, reduzca la brecha de atención y disminuya el estigma en esta materia.

En su conferencia magistral “Hacia una nueva política pública de salud mental en México”, presentada ante egresados del INPRF, destacó que con esta reestructuración se recobrará la rectoría en la materia y se avanzará en el acceso para todas las personas a los servicios integrales de salud mental y de adicciones, en condiciones de igualdad y sin discriminación. Asimismo, se atenderán los agentes de riesgo y se fortalecerán los factores de protección de las personas y las comunidades, para abonar a la reconstrucción del tejido social.

Reforzar la atención en salud mental

Esta reestructuración contempla la fusión de tres organismos: Servicios de Atención Psiquiátrica (SAP), Consejo Nacional Contras las Adicciones (Conadic) y el Consejo Nacional de Salud Mental (Consame). Ahora todos ellos conformarán la Comisión Nacional de Salud Mental y Adicciones (Conasama).

En la Conasama se trabajará bajo un modelo comunitario con enfoque de atención primaria de salud de manera integral e intersectorial y respeto a los derechos humanos. Con este nuevo organismo se prevé que se amplíe el acceso a la atención en salud mental, adicciones y trastornos mentales prioritarios.


Quijada Gaytán señaló que participarán las secretarías de Bienestar, a través del Instituto Mexicano de la Juventud (Imjuve), de Cultura, del Trabajo y de Educación, para el desarrollo y aplicación de programas específicos de prevención del suicidio; salud mental infantil y del adolescente; atención y tratamiento de la depresión, salud mental para las minorías sexuales, salud mental perinatal y materno-infantil, salud mental del adulto mayor; atención a víctimas de violencia y de trastornos por estrés postraumático, así como salud mental durante los cuidados paliativos.

Para lograr esta transformación del sistema de salud mental, se capacitará al personal de primer nivel de atención en temas prioritarios, con apoyo de organismos internacionales y universidades.