Medicamento para tratar el acné podría retrasar el avance de la esclerosis múltiple

396

Una investigación realizada por el Instituto Hotchkiss del Cerebro de la Universidad de Calgary, Canadá, dio a conocer que un tratamiento común para el acné, podría servir también para retrasar el avance de la esclerosis múltiple recurrente-remitente en los pacientes que comienzan a presentar los síntomas iniciales de la enfermedad.

Este nuevo, inesperado y benéfico hallazgo de la minociclina podría abrir la puerta a otras opciones seguras y más económicas para miles de pacientes que padecen esta enfermedad.

De acuerdo con el estudio publicado en la revista New England Journal of Medicine, en el ensayo clínico fase III participaron 142 pacientes de 18 a 60 años que tuvieron sus primeros síntomas desmielinizantes y fueron asignados al azar para recibir 100 miligramos de este compuesto oral dos veces al día, o bien, placebo.

Los investigadores informaron que después de seis meses de tratamiento, se observo una reducción del 27.6 por ciento en el riesgo de que la enfermedad avanzara a una fase más agresiva, algo que ocurrió en el 61 por ciento de los pacientes que consumieron el placebo y sólo en el 33.4 por ciento de las personas que recibieron la minociclina. “Esto representa un impacto similar al que se consigue con las terapias actuales”.

La principal ventaja de este descubrimiento, dijeron los expertos, “es que si el tratamiento diseñado especialmente para este subtipo de esclerosis suele alcanzar un costo de entre 20 mil y 40 mil dólares al año, el uso de la minociclina costaría apenas 600 dólares anuales”.

Los resultados clínicos hasta ahora han sido convincentes. Podríamos estar seguros de que sería un tratamiento que los neurólogos podrían prescribir para aquellas personas que experimentan sus primeros síntomas de desmielinización si una resonancia magnética indicara que puede deberse a una esclerosis múltiple”, dijo Luanne Metz, autor principal del estudio.

Los pacientes con esclerosis múltiple recurrente-remitente podrían tener otra opción de tratamiento que no necesita inyecciones, un seguimiento en el laboratorio o una autorización de su compañía de seguros, factores que puede retrasar el inicio del tratamiento de tres a cuatro meses. Con nuestro tratamiento, la minociclina podría utilizarse de inmediato.