Medicinas contra la disfunción requerirían autorización del cónyuge

323

Mary Lou Marzian, congresista demócrata del estado de Kentucky, en Estados Unidos, presentó en días recientes ante la Cámara de Representantes una propuesta de ley por la que se obligaría a los varones que requieran usar medicamentos contra la disfunción eréctil a obtener una carta que certifique el consentimiento de su cónyuge para emplearlos.

Para la congresista Marzian, ésta es no solamente una cuestión de valores familiares, también una medida que busca cuidar la salud masculina y hacer conscientes a los varones sobre los riesgos potenciales de usar medicamentos contra la disfunción eréctil.

La iniciativa de ley también establece que los hombres deberán jurar con su mano sobre una Biblia que usarán la medicina para tener relaciones sexuales exclusivamente con sus cónyuges y que acudirán al menos en dos ocasiones previas a consulta médica.

La propuesta de Marzian se presentó como protesta contra el gobernador republicano de Kentucky, Matt Revin, quien una semana antes firmara una ley que establece que las mujeres deben consultar a un médico al menos 24 horas antes de someterse a la interrupción de embarazo.