Un equipo interdisciplinario de especialistas del Tecnológico de Monterrey, Campus Guadalajara, trabaja en la creación de una prueba rápida de fácil interpretación y de menor costo para detectar a personas contagiadas con el virus SARS-CoV-2. Esto forma parte del proyecto “Desarrollo de un agente de diagnóstico rápido, sensible, estable y de fácil interpretación de COVID-19”.

La investigación es liderada por Diego Eloyr Navarro López y Edgar René López, profesores de la Escuela de Ingeniería y Ciencias (EIC) del Campus Guadalajara. La idea nace a partir de las necesidades en la región de generar un agente de diagnóstico de pruebas con costo más bajo, más rápido, con facilidad de transporte, menor tiempo de detección. De esta manera, con una interpretación ágil y veloz podrán realizarse en menos de una hora.

Este proyecto busca que el agente de diagnóstico sea técnicamente sencillo de interpretar, por medio de un simple cambio de coloración para así determinar si son muestras positivas o negativas. Los investigadores también esperan optimizar el costo un poco más del 50 por ciento en comparación con las pruebas actuales para alcanzar un precio máximo de $1,500 pesos. En comparación hoy en día una prueba varía entre los $4,000 y $5,500 pesos.

Se espera que la prueba esté lista durante los siguientes días. Los resultados se entregarán a la Secretaría de Innovación, Ciencia y Tecnología de Jalisco (SICyT) y se dará a conocer el progreso y estado final del resultado experimental. Además de un kit médico, que han desarrollado con herramientas que facilitarían la realización de pruebas por parte de médicos, sobre todo, en los centros de salud o clínicas rurales en las áreas desprotegidas o de difícil acceso, de manera rápida y confiable.

Con esta tecnología se podría impactar a pequeñas comunidades para llegar a esas zonas sin la necesidad de generar costos elevados, como traslado de personal y de equipos especializados.

Finalmente, el proyecto se encuentra en la parte final de la etapa exploratoria, es decir, en determinar cuántas copias virales se pueden detectar. Durante julio se realiza la etapa de producción para validar este agente de diagnóstico con una buena cantidad de muestras positivas.