Si bien, el cáncer es una peligrosa enfermedad que cuenta con una alta incidencia, no todos los tipos son iguales, aunque en el caso de los tumores de pulmón es una de las variantes con mayor mortalidad porque en nuestro país se estima que 9 de cada 10 casos se detectan en etapas avanzadas.

En ese sentido, es importante desarrollar nuevos métodos que le ofrezcan una mayor calidad de vida a los pacientes que sufren de cáncer de pulmón, siendo uno de los protocolos clínicos más novedosos y que ya se encuentra disponible en nuestro país es el que combina la quimioterapia con la inmunoterapia.

En este caso, el Dr. Omar Macedo Pérez, médico oncólogo adscrito a la Clínica de Tórax del Instituto Nacional de Cancerología (INCan), afirmó que al tratar a los pacientes con cáncer de pulmón con este tratamiento se puede lograr controlar la enfermedad inclusive hasta por años.

El mayor reto es que tenemos que brindarle un tratamiento que controle la enfermedad a los pacientes, que mejore los síntomas y que haga que los pacientes vivan más. Dentro de la nueva generación de opciones, una de las más novedosas por sus resultados es este nuevo protocolo clínico.

Por su parte, el tratamiento no es apto para todos, por eso primero se debe aplicar al paciente un perfil molecular para detectar mutaciones muy específicas como son EGFR y ALK. Si el paciente no tiene las mutaciones, el siguiente parámetro que se analiza se llama TDL1 y es el que determina si es más indicado aplicar inmunoterapia o la combinación de quimioterapia con inmunoterapia.