Patrocinado por RB MJN          

 

 

 

 

 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define la salud electrónica o también llamada eSalud, como: “el apoyo que la utilización costo-eficacia y seguridad de las tecnologías de la información y las comunicaciones ofrece a la salud y a los ámbitos relacionados con ella, con inclusión de los servicios de atención de salud, la vigilancia y la documentación sanitaria, así como la educación, los conocimientos y las investigaciones en materia de salud”.[1] Con la que se busca mejorar el acceso a los servicios de salud y su calidad.

Por muchos años la eSalud se instituyó en la OMS por medio del uso sistemático del procesamiento electrónico de datos para su administración, información y conocimientos sobre salud.

Las múltiples iniciativas basadas en eSalud que se desarrollan en Latinoamérica, de las que Colombia no es la excepción, donde existen en la actualidad diversos proyectos que involucran tecnologías como el internet, las redes sociales, los dispositivos móviles, etc., con las que se busca potenciar el impacto en las políticas de salud, incorporando el trabajo colaborativo y el financiamiento a nivel nacional de las intervenciones innovadoras con un enfoque sistémico.

El uso de las Tecnologías de Información y comunicación (TIC) en intervenciones sanitarias, ha tenido su crecimiento y una importante participación en las áreas rurales del país, donde se demuestra su efectividad, así como en las áreas urbanas.

Con el fin de asegurar la eficiencia de estos programas, es necesario monitorear, de manera constante, las prácticas e iniciativas de eSalud. Al mismo tiempo que requiere del enfoque multidisciplinario en el que se incluyan la medicina, la ingeniería, la informática, e incluso, la sociología, el trabajo social, la antropología, la administración, las ciencias de la comunicación y el derecho. Para no perder de vista los objetivos y así lograr el éxito y la sostenibilidad de los proyectos.

Desafíos de la eSalud

El desarrollo de la eSalud afronta grandes desafíos, tanto a nivel local, como nacional e internacional. Dentro de los cuales se encuentra el desarrollo de estrategias nacionales y los proyectos y aplicaciones de eSalud, entre otros. Con los cuales se espera que las partes involucradas tengan el compromiso de modificar el sistema de atención, con el fin de satisfacer las necesidades de los usuarios y se puedan administrar los recursos de forma más racional.

La eSalud, depende en gran medida de los servicios e infraestructura de las TIC. Por lo cual deben fortalecerse en capacidad y potencial para que la eSalud sea ilimitada en su capacidad de beneficiar a muchas personas en muchos sectores y áreas del país.

Recursos humanos Hace falta personal técnicamente capacitado a todos los niveles, incluyendo profesionales de la salud capacitados en TIC, ingenieros de hardware y software con capacitación en aplicaciones médicas; es muy escasa la capacitación en el área de la informática de la salud, a la vez que es muy pobre la formación de equipos de especialistas en salud, en el área de la informática.

Son muy pocas las evidencias que demuestren el valor y el impacto de la eSalud a nivel social y económico, lo que ha generado falta de apoyo financiero y sostenibilidad para los proyectos de eSalud. La OMS busca “promover el uso de las TIC, para mejorar los servicios y los sistemas de salud”, enfocado en identificar las buenas prácticas, promover normas y estándares, integrar la tecnología en la capacitación y la práctica del personal de salud y facilitar las redes de experiencia profesional.  

[1] https://www.paho.org/ict4health/index.php?option=com_content&view=article&id=32:ehealth-and-health-informatics-whohq-by-najeeb-al-shorbaji-director-of-the-department-of-knowledge-management-and-sharing-world-health-organization-who&Itemid=226&lang=es  

 

  • Material dirigido solo a profesionales de la Salud
  • Información realizada para profesionales de la salud en territorio colombiano
  • Todo lo publicado en la plataforma es una recomendación, más no una prescripción o indicación médica