El año pasado, entre las carreras universitarias más reñidas destacó Medicina. En especial, para entrar a este programa de estudio en la Facultad de Estudios Superiores (FES) Zaragoza. Por cada plaza disponible, se postularon 158 aspirantes. Indudablemente, se trata de un campo de estudio muy atractivo. Pero no es la única forma que un estudiante puede ingresar al sector salud:

1Farmacia

Según el Instituto Mexicano de Competitividad (IMCO), está entre las 10 carreras mejor pagadas. Suele presentarse como licenciatura en planteles como la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la FES Cuautitlán o el Instituto de Ciencias de la Salud (ICSa).

Menos de 2 mil estudiantes actualmente siguen este camino profesional, de acuerdo con Consejo Optometría México. Existen oportunidades laborales en el sector público y privado, así como para la investigación y desarrollo. No se enfoca solo en fármacos, también trabaja con cosméticos.

2Optometría

El Consejo define a estos profesionistas como los “encargados del cuidado primario de los ojos”. La organización afirma que es de las pocas carreras con alta demanda y baja tasa de desempleo. Requiere 4 años de estudio, uno de servicio social y 3 mil horas de práctica clínica.

La UNAM y el Instituto Politécnico Nacional (IPN) son de las escuelas que ofrecen esta educación. También las Universidades Autónomas de Aguascalientes, Sinaloa y Querétaro tienen planes de estudio. Además, los graduados pueden aspirar a diplomados, maestrías y especialidades.

3Odontología

De acuerdo con el Consejo, es una de las carreras con mayores oportunidades de especialización y posgrado. Reafirma que el 98 por ciento de los egresados logran encontrar un empleo. Además de la salud mental, estos expertos se dedican a ortodoncia y cirugía estética o funcional.

La Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) ofrece una educación muy completa para los estudiantes interesados. Otras opciones de peso son la Facultad de Odontología de la UNAM y la FES Iztacala. El Consejo afirma que en esta área, así como las otras tres sugeridas, es mejor buscar una licenciatura. Aunque existen carreras técnicas, los estudiantes no pueden aspirar a una vida profesional tan fructífera. Esto, por las diferencias en la tasa de desempleo y el salario.