Patrocinado por RB MJN

 

 

 

El panorama actual luce complicado debido a la contingencia sanitaria provocada por la pandemia de Covid-19. Muchos establecimientos han tenido que cerrar de forma temporal y la movilidad en las calles se ha reducido de forma notoria. El pánico colectivo se ha apoderado de la población y muchas personas tienen miedo de salir inclusive para acudir a una cita médica.

Aunque existen adversidades, siempre se pueden tomar como retos y aprovechar las herramientas que tienes a tu alcance para enfrentarlas. Para ti como profesional de la salud, existe una alternativa que puedes utilizar para mantenerte en contacto con tus pacientes. Y no sólo eso sino que además la puedes emplear para llegar a nuevas personas y convencerlas de que contraten tus servicios. Se trata de las redes sociales y es momento de que las aproveches.

Incremento de internet en México

Antes que nada, es necesario hablar de su impacto para que observes su importancia. De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en 2017 se contabilizaban 83 millones de mexicanos que eran usuarios de al menos una red social. Con el apogeo de la telefonía móvil cada vez son más quienes permanecen en contacto desde cualquier dispositivo.

En ese sentido, se trata de un enorme océano que puedes aprovechar de distintas maneras desde tu campo profesional. La mejor forma para acercarte con las personas es a través de los medios que frecuentan. Además no se necesita de grandes inversiones sino simplemente de utilizar los recursos de la mejor forma disponible.

Ahora bien, existe una cantidad innumerable de redes sociales y tal vez una de tus dudas es acerca de cuáles son las que te convienen más. Para responder eso primero es necesario identificar las que son más populares.

Las redes sociales más populares en México

De acuerdo con la base de datos Statista, la más popular en nuestro país es Facebook, seguida de WhatsApp y Youtube. Después se encuentran Instagram, Twitter, Waze y LinkedIn. Lo más destacado es que la mayoría pueden ser utilizadas por ti para comunicarte con tus pacientes o conseguir que más personas conozcan tu consultorio.

El siguiente punto consiste en elegir al menos una y explotarla de la manera indicada. Recuerda que por la situación actual causada por el Covid-19, la mayoría de las personas no pueden salir de sus hogares. Ahora eso no es impedimento para mantener una comunicación constante con tus pacientes.

A causa de la pandemia, ha surgido una saturación de información que genera incertidumbre en las personas. Muchas de ellas confían en todo lo que leen, sin importar si se trata de noticias falsas o inventadas. Por lo tanto, tú como médico te puedes apoyar en las redes sociales para ofrecer datos verídicos acerca de este nuevo virus.

Si lo que te interesa es utilizar un medio escrito entonces puedes optar por Facebook o Twitter. Si tu consultorio ya tiene una cuenta entonces será más sencillo. Lo único que requieres es sintetizar la información y publicarla. Puedes empezar por escribir los síntomas principales de esta nueva cepa de coronavirus o algunos consejos para mantenerse protegido. Lo ideal es que sea un mensaje sencillo que transmita la idea principal con el menor número posible de palabras.

Mensajes concretos

Para proyectar confianza en tus pacientes les puedes indicar que te contacten a través de redes sociales. Lo importante es que siempre dejes en claro que sólo te envíen preguntas concretas para que las puedas responder lo más pronto posible. Ahora que la mayoría de la población permanece en confinamiento, es la mejor manera para reforzar las relaciones y no dejar que te cambien por otro médico.

Inclusive las redes sociales también funcionan para agendar citas médicas. Es un medio que de forma paulatina ha desplazado a las llamadas telefónicas y tú no te puedes quedar aferrado al pasado. En especial WhatsApp es útil para que tus pacientes te contacten por mensaje y les puedas indicar una fecha en específico. Al final también a ti te conviene porque es más sencillo programar las consultas y evitar los tiempos muertos.

Por otra parte, si se te facilitan las palabras entonces lo mejor es grabar un video y compartirlo a través de Youtube o Facebook. Toma en consideración que no debe ser muy extenso ni elaborado sino algo simple y concreto. La variedad de temas es bastante extensa o tan sólo puedes optar por difundir tu consultorio. Algo sencillo como mencionar tu nombre, especialidad, horarios de atención y dirección de tu espacio de trabajo es suficiente.

Mientras que en el pasado se tenía que destinar grandes cantidades de dinero para un comercial en televisión, ahora todo es más sencillo y accesible. El presupuesto es mínimo y el alcance de internet es infinito. Para llegar con las personas es necesario utilizar los medios que más frecuentan como lo son las redes sociales.

Interactúa en el mundo digital

De igual forma, para que exista una verdadera comunicación se necesita de una retroalimentación. Un error que cometen algunas personas cuando se adentran en las redes sociales es que no responden los comentarios ni fomentan una interacción. Recuerda que al igual que una cita dentro del consultorio, no sólo debes de hablar sino también de escuchar al paciente y resolver todas sus dudas. En el campo virtual sucede lo mismo.

Todos los mensajes que te lleguen procura responderlos a la brevedad para que los usuarios vean que les importas. Además también interactúa con otros colegas que cuenten con presencia en redes sociales. No necesitas escribir comentarios sino simplemente con compartir alguna de sus publicaciones es suficiente. Con esto también vas a generar relaciones profesionales a través del mundo digital.

Aunque para algunos las redes sociales son un medio de entretenimiento, la realidad es que tienen múltiples usos. Uno muy importante es que acortan las distancias físicas para acercar a las personas. Hoy más que nunca es una valiosa virtud que debes aprovechar con tus pacientes.

Material dirigido solo a profesionales de la salud. Información realizada para profesionales de la salud en territorio mexicano. Todo lo publicado en la plataforma es una recomendación, mas no una prescripción o indicación médica.