Hay una lección en el último Examen Nacional de Aspirantes a Residencias Médicas (ENARM). Cada vez hay más mexicanos interesados en el área de salud. No solo eso, sino que una buena parte quiere buscar una especialidad. Sin embargo, es muy probable que el mundo no sea el mismo en unos años. Incluso quienes hoy inician su entrenamiento, se enfrentarán a una realidad distinta cuando salgan.

Por eso, es importante que todos los estudiantes de medicina conozcan las tendencias a futuro. Esto no solo les ayudará a prepararse para una especialidad que tal vez no existe aún. También les permitirá a refinar su conocimiento y saber qué habilidades necesitarán en unos años. Y tú, como un futuro experto del campo de salud, ¿sabes cuáles son los elementos más disruptivos?

1Acceso a datos médicos y mejor tratamiento

Vivimos en la era de la información. En el sector salud, habrá una mayor cantidad de material de referencia sobre los pacientes. En respuesta, se espera que la atención sea más especializada y efectiva. Para poder adaptarse a esta revolución, los ahora estudiantes deben aprender a manejar múltiples tecnologías. Entre ellas, wearables, tecnologías de monitoreo y redes sociales.

2Cambio de paradigma en la relación médico-paciente

Médicos generales y de especialidad ya no serán los referentes absolutos en salud. Las tecnologías permiten que las personas puedan acceder a información de calidad. Además, comunidades y dispositivos constantemente proveen datos relevantes. Eso significa que la relación entre ambas partes será más equitativa. Los expertos del sector deberán adaptarse.

3Toda especialidad médica debe aliarse con la tecnología

Desde hace años, la innovación en salud dejó de tener un papel auxiliar en la atención. Ahora más que nunca, y en el futuro, los dispositivos son fundamentales. Los próximos especialistas del sector deben aprender a colaborar con estas herramientas. Esto no solo es porque se trata de un cambio imposible de detener. También es algo necesario para dar el mejor servicio posible.

4Creatividad, empatía y resolución de problemas serán invaluables

Conforme la tecnología aumenta en poder, puede desempeñar más tareas. A futuro, esto significa que el rol de un médico con una especialidad será distinto. Conforme las máquinas asumen las actividades mecánicas, el doctor debe mejorar la atención humana. La próxima generación de expertos debe acostumbrarse a entregar cada vez más valor en sus intervenciones.