Iniciativa privada, academia y gobierno de Nuevo León sumarán esfuerzos para innovar en salud

351

Se ha definido como Industria 4.0 o Cuarta Revolución Industrial al avanzado estado económico y tecnológico que se espera provoquen innovaciones como la Inteligencia Artificial (IA), la manufactura aditiva o impresión 3D, la sociedades del conocimiento, etcétera. En este sentido, la iniciativa privada, la academia, especialistas y dependencias de gobierno en Nuevo León han anunciado que unirán esfuerzos para fomentar la capacidad del sector salud en México.

Durante el evento Healthcare y Health Week, representantes de estos sectores afirmaron que estrecharán relación para impulsar la innovación necesaria para que el sector salud del estado se adapte a las tendencias de la Industria 4.0. Roberto Russildi, titular de la Secretaría de Economía y Trabajo de la entidad, afirmó que Nuevo León quiere sumar a su proceso de transformación digital un liderazgo en el área médica.

En las áreas de producción, de salud, de manufactura, en todos los temas de nuestra vida, ya está inmiscuida la Revolución Industrial 4.0. Esto es muy relevante por la colaboración que se tiene con cinco clústeres de la industria, junto con los proveedores de servicios médicos, investigadores y emprendedores del área tecnológica médica y es el camino correcto para seguir avanzando en este proceso.

Gustavo García, presidente de SkyeGroup (entidad responsable de la organización del evento), afirmó que la iniciativa pretende fomentar un ambiente donde se incentive a los diferentes agentes del entorno a generar avances tecnológicos dentro del sector médico. Por su parte, Manuel de la O Cavazos, titular de la Secretaría de Salud de Nuevo León, reafirmó el compromiso de su dependencia para unirse a iniciativa privada y academia para generar innovación en el área.

A principios de septiembre, José Narro Robles afirmó que, además de avances tecnológicos, México tenía la necesidad de innovar en otros aspectos para mejorar el estado del sector salud. Específicamente, mencionó que se requiere mejorar el presupuesto, la calidad de los servicios públicos, las prácticas de transparencia, los controles anticorrupción y la capacitación de los profesionales y trabajadores médicos.