La actual pandemia de Covid-19 ha causado graves daños que van más allá de las vidas perdidas. Su impacto inclusive puede ser a largo plazo con los supervivientes que desarrollan secuelas que afectan su calidad de vida. Aunque también se extiende a otros ámbitos y se puede combinar con problemas mundiales que ya existían previamente. Uno de ellos es la resistencia antimicrobiana porque se estima que para el año 2050 sea la responsable de 10 millones de muertes anuales. Aunque lo más probable es que ahora dicho escenario se adelante.

De acuerdo con el coordinador del Programa Universitario de Investigación en Salud (PUIS), de la UNAM, Samuel Ponce de León Rosales, es urgente impulsar programas, investigaciones y controles que ayuden a disminuir el consumo irresponsable de estas moléculas.

Al participar en el seminario a distancia “Resistencia Antimicrobiana: enfoque integral. One Health. Acciones necesarias urgentes”, el representante permanente de México ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Juan Ramón de la Fuente Ramírez, aseguró que el tema es de la mayor importancia y ha sido motivo de resoluciones de este organismo internacional debido a las muertes de miles de personas por el uso inapropiado y abuso de antimicrobianos y sus costos a los sistemas de salud. De hecho, la Organización Mundial de la Salud incluyó a la resistencia antimicrobiana entre los 10 retos más importantes del mundo.

Los efectos negativos de recetar medicamentos innecesarios

A su vez, el presidente de la Academia Nacional de Medicina de México, José Halabe Cherem, destacó que hoy en día se generan más perjuicios que beneficios al recetar antimicrobianos a algunos pacientes. Durante la emergencia sanitaria por la Covid-19 también ha aumentado su prescripción inadecuada.

Al retomar el uso de la palabra, Samuel Ponce León Rosales enfatizó que se necesitan metas claras, intervenciones estructuradas, procesos factibles y regulaciones estrictas que sean supervisadas por las autoridades capaces y responsables.

“Al término del día de mañana presentaremos un documento de posición al que los invito a unirse. Es, en esencia, un documento que invita a todos nosotros y a las autoridades a trabajar con eficacia para evitar el grave panorama que hoy ya tenemos claramente dibujado”.

La responsabilidad de los pacientes

En este tema, subrayó que hay responsabilidad de las instituciones de salud, hospitales, médicos, médicos en formación y de los propios pacientes. Aunque lo más importante es terminar con la práctica errónea de la automedicación. Pese a que puede parecer algo mínimo en realidad es un aspecto que ha fomentado la resistencia antimicrobiana.

Mientras que el Dr. Juan Ramón de la Fuente agregó que durante la pandemia por la Covid-19 el tema ha resurgido debido a las estimaciones del exceso de uso de antimicrobianos. Dijo que hay sugerencias de que tres de cuatro pacientes con SARS-CoV-2 recibieron alguno, de manera innecesaria. Las cifras varían según el país.