Todos los sentidos que tiene una persona son valiosos pero la visión es uno de los más importantes. En caso de falta se complica la realización de cualquier actividad. Eso lleva a una disminución en la calidad de vida y además puede provocar discriminación de parte de la sociedad. En ese sentido, el glaucoma es la principal causa de ceguera irreversible en el mundo y la segunda de ceguera en general, únicamente después de la catarata.

Con esto en mente fue que la Asociación Mundial del Glaucoma (WGA) y la Asociación Mundial de Pacientes con Glaucoma (WGPA) designaron el 12 de marzo como el Día Mundial del Glaucoma. El objetivo claro es darle notoriedad a esta enfermedad tan grave y que para muchos pasa desapercibida. Además también tiene la intención de crear conciencia entre la población para la adopción de las medidas preventivas necesarias que permitan evitar este problema.

Enfermedad en aumento en todo el mundo

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud (OMS) señala que al menos 60 millones de personas en el planeta sufren de esta enfermedad. Mientras que otro dato a considerar es que se estima que para el 2040 la cifra aumente en un 45 por ciento. Debido al aumento en la esperanza de vida se prevé que cada vez existan más afectados.

Mientras que analizado desde la perspectiva nacional se calcula que más de 1.5 millones de personas padecen de glaucoma. De acuerdo con Salauno, más de 50 mil personas desarrollan ceguera por detectarlo de forma tardía. Además, los costos directos asociados a esta enfermedad ascienden a más de 46 mil millones de pesos en un periodo de cinco años. Aunque dicha cifra aumenta al considerar los costos indirectos relacionados con los impedimentos laborales y las complicaciones familiares y socioemocionales que conlleva padecer ceguera.

Por su parte, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) afirma que destina al menos 600 mil consultas al año por glaucoma.

Un problema sin manifestaciones iniciales

En ese sentido, el malestar también es conocido como una la enfermedad silenciosa porque puede no presentar síntomas en etapas tempranas. Eso complica su detección y respectivo tratamiento. Generalmente es hasta que hay un daño del 50 por ciento o más en el nervio ocular que el paciente comienza con las molestias. De hecho se estima que apenas dos de cada 10 pacientes presentan afectaciones iniciales.

Ahora bien, con base en el Dr. Andrés Sánchez, especialista médico de Bupa México, existen distintos tipos de glaucoma aunque el más común es el crónico de ángulo abierto. Representa al menos el 70 por ciento del total de casos diagnosticados en el país. Es provocado por la obstrucción lenta de los canales de drenaje, lo que genera como consecuencia el aumento de la presión ocular y así daña el nervio óptico.