El proceso para conseguir una vacuna contra la Covid-19 continúa y cada vez parece una posibilidad más cercana. Aunque el camino no ha estado exento de inconvenientes y problemas que se han presentado. Algunos de los más conocidos son los ocurridos con AstraZeneca y Johnson & Johnson en donde hubo efectos secundarios e inclusive un deceso pero no se ha podido comprobar que haya sido ocasionado por la inoculación.

Mientras tanto, ahora corresponde al gobierno de México iniciar todos los procedimientos necesarios para la adquisición de los insumos. Por lo cual, el canciller Marcelo Ebrard expresó en la conferencia matutina del día los dos escenarios a los que se enfrenta nuestro país.

Los escenarios para México

De acuerdo con sus palabras, la primera alternativa y considerada como la ideal es que durante noviembre comience la distribución y aplicación de la vacuna. Mientras que la segunda opción implicaría esperar al menos hasta marzo de 2021. La diferencia entre cada una radica en la efectividad que muestren los resultados de las fases finales en que se encuentran las vacunas.

Por lo anterior, el funcionario adelantó que hoy mismo se formalizará el pedido de las dosis y de momento existen dos farmacéuticas dentro de las primeras opciones por ser de las más adelantadas. La primera es AstraZeneca, con la cual ya existe un convenio para distribuir las vacunas en toda América Latina. Mientras que la otra opción es la china CanSinoBIO.

En el caso de la primera, señaló que está a punto de terminar la fase 3 de ensayos clínicos. Si realmente muestra generar inmunidad sin provocar efectos adversos graves entonces se procederá a continuar con el proceso de compra.

De manera similar, en el caso de la farmacéutica oriental ha mostrado resultados previos alentadores en los ensayos realizados en Pakistán, Rusia y Arabia Saudita. Aunque es necesario esperar hasta la finalización de las pruebas para determinar si realmente funciona.

De cualquier forma, señaló que no significa que necesariamente se deba optar por una opción u otra sino que pueden adquirirse dosis de varias empresas. De hecho, se prevé la compra de dosis de varias compañías para poder vacunar de inicio a la mayor cantidad posible de mexicanos.

En ese sentido, se debe recordar que de acuerdo con declaraciones previos, los trabajadores de la salud serán los primeros en ser inmunizados. Después se aplicarán las dosis a los grupos vulnerables por el riesgo que enfrentan. Mientras que en el caso de jóvenes y personas sin comorbilidades se estima que reciban la vacuna hasta el 2022.