La situación en torno a la pandemia se mantiene en un momento crítico. La Organización Mundial de la Salud (OMS) asegura que durante las últimas semanas ha existido un repunte en gran parte del planeta. Como responsable se acusa la aceleración del retorno a las actividades cotidianas y la relajación de las medidas sanitarias. Además también se ha señalado la crisis por la que atraviesa la India con la variante B.1.617 que ha causado un aumento exponencial de contagios y decesos.

Con lo anterior en mente, hasta este momento se contabilizan 153 millones de casos y 3.2 millones de muertes a nivel mundial. Mientras que persisten múltiples dudas en torno a la Covid-19 y los daños a largo plazo que puede provocar. La mayoría de los supervivientes desarrollan secuelas y aunque en algunos desaparecen después de unos días en otros se mantienen por meses.

Por su parte, la variante B.1.617 no solo se caracteriza por ser más infecciosa sino que se ha expandido por todo el planeta de manera bastante acelerada. Hasta ahora se han detectado casos en más de una veintena de países y el más reciente en sumarse a la lista fue México.

Llega la variante de la India a México

Durante la tarde de este 2 de mayo se confirmó el primer paciente con la variante de la India en nuestro país. La información fue dada a conocer por el titular de la Secretaría de Salud de San Luis Potosí, Miguel Ángel Lutzow, quien añadió que la persona infectada ya fue aislada.

Lo que se sabe hasta ahora es que el afectado es un residente de la entidad que tiene 40 años de edad y tuvo contacto con familiares recién llegados de Estados Unidos. De manera inmediata el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE) realizó las revisiones pertinente y se obtuvo que tres personas estaban infectadas. En dos casos se trata de variantes sin importancia pero el tercero corresponde a la surgida en la India.

El funcionario indicó que la persona afectada ya estuvo hospitalizada por neumonía y logró recuperase. Mientras que ahora permanece aislado y su estado de salud se reporta estable. Mientras que se ha iniciado un seguimiento con todos los contactos que tuvo antes del contagio inicial para identificar si existen más casos con la variante B.1.617.

Variante de interés pero no de preocupación

Por su parte, el director general de Promoción de la Salud, Ricardo Cortés Alcalá, señaló que a esta variante se le debe respetar pero no temer. Aseguró que de acuerdo con la reciente clasificación de la OMS es una mutación de interés y no de preocupación. También dijo que es estudiada para su secuenciación genómica y ninguna persona que tenga esta variante requiere de aislamiento específico porque no representa un riesgo mayor al de la propia pandemia.

De igual forma menconó que la única persona infectada en nuestro país se recupera de manera favorable y ya se analizó a todas las personas con las que mantuvo contacto antes del contagio. Todavía falta por esperar los resultados de algunas de ellas pero hasta ahora todo se mantiene bajo control. Por todo lo anterior garantizó que la variante B.1.617 se encuentra controlada en nuestro país.